Analizamos el nuevo SUV compacto, dotado del motor de gasolina 1.5 TSI, de 150 CV.

Los rivales del Nissan Qashqai comienzan a ser innumerables... y de muy alta calidad. El Skoda Karoq 2018, uno de los últimos en llegar al mercado, plasma los fantásticos avances técnicos y tecnológicos que está experimentando Skoda. Ya no solo son vehículos prácticos, sino también vanguardistas, como queda patente en esta prueba.

El SUV compacto dispone del nuevo motor de gasolina turboalimentado 1.5 TSI, de 150 CV, dotado del sistema de desconexión selectiva de cilindros ACT. En combinación con el cambio automático de doble embrague DSG, de siete velocidades, suma buen rendimiento y un funcionamiento muy sedoso. Eso sí, si eres de los que miras el consumo por encima de todo, tienes variantes TDI menos sedientas.

El amplio maletero del Karoq oscila entre los 479 y los 588 litros, en función de las plazas traseras. Con el sistema VarioFlex, los tres asientos individuales posteriores pueden desplazarse longitudinalmente, regularse en inclinación e, incluso, desmontarse individualmente. Sí, como si fuera un monovolumen.

No faltan las soluciones prácticas Simply Clever, como son una linterna extraíble, un gancho para remolque o una base para el teléfono móvil. Tampoco, un sistema de infoentretenimiento muy avanzado, de nombre Columbus, que incluye una pantalla táctil de 9,2 pulgadas y control gestual. 

Dinámicamente, el Skoda Karoq 2018 se sitúa en un punto intermedio, dentro del segmento. Ni es el más efectivo, ni tampoco el más confortable. Para cambiar la puesta a punto del vehículo, el conductor dispone del control dinámico de la conducción Driving Mode Select

El precio oficial de esta versión, dotada del acabado tope Style, supera ligeramente los 30.000 euros. Antes de que digas que es demasiado caro, configúralo en la web de la marca, porque el descuento oficial reduce el desembolso en varios miles de euros. Seguro que quieres saber más del coche, así que te invito a que veas el vídeo.  

Más información del Skoda Karoq 2018:

Skoda Karoq Style 1.5 TSI DSG

Motor Gasolina, 4 cilindros en línea, turboalimentado, 1.498 cm3
Potencia 150 CV a 5.000 rpm / 250 Nm entre 1.500 y 3.500 rpm
Caja de cambios Automática de doble embrague DSG, 7 velocidades
0-100 km/h 8,6 s
Velocidad máxima 203 km/h
Consumo 5,6 l/100 km
Tracción Delantera
Peso en vacío 1.318 kg
Número de asientos 5
Capacidad del maletero 479 l
Precio base 30.570 euros