Casi diez años después de la presentación de la primera generación, el nuevo Mercedes-AMG GT ya está listo para la acción. Y a diferencia de los últimos productos de Affalterbach derivados de la Clase C o la Clase E, este gran turismo 2+2 todavía puede circular con un motor V8. ¿Qué más distingue al recién llegado? Entremos en detalles...

Base de Mercedes-Benz SL

El nuevo Mercedes-AMG GT se basa en la misma plataforma que la última generación del SL y, por tanto, tiene una estructura monocasco especial construida por AMG con aluminio, acero, magnesio y materiales compuestos. De este modo, los ingenieros han podido maximizar la rigidez torsional, reducir el peso y aprovechar al máximo el espacio interior.

Mercedes-AMG GT Coupé (2023)
Mercedes-AMG GT Coupé (2023)
Mercedes-AMG GT Coupé (2023)

A nivel estético, el AMG GT representa una evolución del diseño anterior, no demasiado forzado, que se ha llevado un poco más al extremo en el frontal con una parrilla de lamas verticales aún más grande y agresiva. Los faros incorporan la tecnología Digital Light con 1,3 millones de microespejos por faro, que no sólo están diseñados para evitar deslumbrar a otros conductores, sino que también pueden proyectar señales y avisos sobre el asfalto.

Mercedes-AMG GT Coupé (2023)

En la vista lateral se aprecia un diseño bastante limpio, casi sin rebordes ni aristas. La zona acristalada curvada descansa sobre los musculosos hombros. En la zaga, la nueva estructura LED de los pilotos subraya esa 'mala leche' del AMG GT y acentúa su anchura. El spoiler vuelve a tener un diseño muy discreto. Únicamente emerge de la carrocería cuando es necesario (o cuando se desea lucirlo), con sólo pulsar un botón.

Galería: Mercedes-AMG GT Coupé (2023)

Más espacio, más confort, más asientos

La innovación más importante en el interior del AMG GT es la configuración de 2+2 asientos. En las plazas traseras pueden viajar personas de hasta 1,50 metros de estatura. Además, los respaldos pueden abatirse para aprovechar al máximo el espacio para el equipaje. Si lo prefieres, también puedes optar por la configuración con sólo los asientos delanteros.

La capacidad de carga del maletero parece sorprendentemente amplia. Sin embargo, el fabricante aún no ha anunciado exactamente cuántos litros caben en su interior. Sin embargo, dos bolsas de golf (para tranquilizar a parte de su potencial público) deberían entrar sin problema.

Mercedes-AMG GT Coupé (2023)

El salpicadero y la cabina son esencialmente los mismos que los de la última generación del SL. Con un gran túnel central que divide en dos el habitáculo y una pantalla de 12,8 pulgadas con la última versión del sistema MBUX.

El cuadro de mandos digital tiene un tamaño de 12,3 pulgadas, y combina a la perfección con el volante deportivo AMG con pomos integrados para cambiar fácilmente los ajustes de conducción. En este contexto, AMG DYNAMIC SELECT ofrece seis mapas para cambiar el alma del GT: 'Smooth', 'Comfort', 'Sport+', 'Individual' (es decir, el programa totalmente personalizable) y 'Race'.

Motor 4.0 V8 ... ¡¿qué pasa?!

¿Cuatro cilindros con asistencia eléctrica o downsizing? El nuevo Mercedes-AMG GT aún no quiere saber nada de estas cosas. Por eso, bajo el largo capó se esconde el conocido bloque V8, con 4,0 litros de cilindrada y dos turbocompresores. En la versión 55 4Matic+ produce 476 CV y 700 Nm, mientras que el modelo superior 63 4Matic+ eleva el listón hasta los 585 CV y 800 Nm de par.

En ambos casos, la potencia y el par están gestionados por la transmisión automática 9G SPEEDSHIFT MCT de AMG, con embrague multidisco. No se han anunciado otros motores, pero podría llegar una variante PHEV como en el SL. La versión de cuatro cilindros casi con toda seguridad se descarta, al igual que no hay planes para ampliar la gama con versiones R.

Mercedes-AMG GT Coupé (2023)

Ventajas de la nueva plataforma

La nueva plataforma permite equipar al nuevo AMG GT con sistemas técnicos diseñados para garantizar una experiencia de conducción óptima. En primer lugar está la tracción total, que puede transferir hasta el 100% del par al eje trasero, pero que también distribuye la potencia 50:50 a ambos ejes, en función del reglaje y de las condiciones de la carretera.

También está la suspensión adaptativa Active Ride Control. Sus elementos hidráulicos semiactivos sustituyen a las estabilizadoras mecánicas, se ajustan individualmente en una fracción de segundo y se adaptan así a las irregularidades de la carretera. Entre otras cosas, este sistema permite elevar el eje delantero 30 milímetros.

También de serie en el AMG GT, encontramos un diferencial trasero de deslizamiento limitado diseñado para proporcionar una tracción mejorada y controlada a la salida de las curvas. El eje trasero direccional proporciona aún más agilidad. Se trata de un sistema especialmente desarrollado para el AMG GT: las ruedas traseras pueden girar en el sentido de las delanteras hasta 2,5 grados hasta una velocidad de 100 km/h, y en oposición cuando se supera esta velocidad.

Los discos de freno de acero de serie tienen un diámetro de 390 milímetros y son más compactos que antes para una refrigeración más rápida. Quienes lo deseen, también pueden optar por frenos carbocerámicos con un diámetro de disco de 420 milímetros en la parte delantera.

Mercedes-AMG GT Coupé (2023)

Y qué más...

Mercedes-AMG aún no habla de precios, al igual que de las prestaciones o de los datos técnicos detallados. Sin embargo, es bastante probable que las tarifas partan de, al menos, unos 200.000 euros.

Como ya se ha mencionado, la gama AMG GT se simplificará en comparación con el pasado. Por ejemplo, tampoco habrá una variante roadster, ni un modelo de cuatro puertas. Para los que prefieran conducir descapotados, está el SL. Y quien necesite más puertas, tendrá que pasarse a la Clase C o a la Clase E en acabado AMG.