Valorar el pasado, capitalizar el presente e interpretar el futuro de la mejor manera posible: así es como Lancia se prepara para retomar su lugar entre las marcas premium, pero sobre todo, para asumir su papel en la compleja estrategia del Grupo Stellantis, que ha unido a Alfa Romeo y DS en una élite de las marcas premium a la que también pertenece Maserati.

El renacimiento implicará, por supuesto, a los productos, pero no con la clásica ofensiva total para la que ya no es el momento. Por el contrario, el plan se basa en elecciones precisas que conciernen también al aspecto comercial y a una serie de valores industriales y éticos que se añadirán a la fuerte tradición de la marca, que se explotará con mucha más atención que en el pasado reciente.

Esto es lo que ocurrirá de aquí a 2024, fecha del primer estreno, y después, según las declaraciones del consejero delegado de la marca, Luca Napolitano, durante el encuentro con la prensa en el que estuvo presente Motor1.com Italia.

Un Ypsilon menos "pequeño"

Como marca premium, Lancia volverá a los segmentos medio y medio-alto, pero por ahora disfruta del éxito todavía sorprendente del Ypsilon, que sigue siendo el líder del segmento B en Italia... y no solo por su precio. Además de haber garantizado la supervivencia de una marca que había corrido el riesgo de ser suprimida varias veces en el pasado, el pequeño coche ha conseguido preservar su imagen y representar un punto de partida para volver a subir de categoría.

Por ello, no es de extrañar que el primer nuevo modelo, previsto para 2024, sea su heredero, pero es importante saber que no será el mismo coche que el actual:

"El nuevo Ypsilon ya está prácticamente terminado a nivel de diseño: será 100% electrificado, de unos 4,0 metros de largo, más masculino, más europeo, más transversal. Muy diferente al actual, tendrá un interior revolucionario y costará más, porque tendrá más tecnología, contenido y dimensiones diferentes".

design-624d7d7aef8db

¿Y el resto? De momento, se llaman Delta y Aurelia

¿Y después del Ypsilon? La estrategia, ya anunciada en el plan Dare Forward 2030, adoptará la forma de tres lanzamientos con dos años de diferencia y conducirá a un cambio total a la electricidad en seis años.

"A partir de 2026, todos los nuevos modelos que lancemos serán exclusivamente eléctricos, ya que a partir de 2028 el 100% de las ventas de la marca serán coches de batería".

Lancia future plan (2)

Esto confirma que el nuevo Ypsilon también tendrá inicialmente versiones parcialmente electrificadas, pero que estas se abandonarán dentro de cinco años, dejando el campo totalmente abierto a los eléctricos puros. Para los dos modelos superiores, que deberían nacer sobre las plataformas pequeñas y medianas de Stellantis, la confirmación de los primeros avances es intrigante.

"Lo que lanzaremos en 2026 será un buque insignia totalmente eléctrico de 4,6 metros, en el límite del segmento CUV. El proyecto tiene el nombre de Aurelia, que me gusta mucho, pero que ahora parece un poco menos válido como elección final. El tercero, en 2028, tiene el nombre de Delta y será musculoso, geométrico y fuerte. Me gustan los primeros bocetos. También me gustaría hacer algunos HF: por ahora es un sueño, vamos avanzando poco a poco y si las cosas van bien... También son interesantes los one-off, pero de momento no están relacionados con una marca que dentro de unos años será completamente eléctrica".

01_Lancia Team, E. Ferraioli, Y. Chabert, L. Napolitano, R. Zerbi, P. Loiotile

¿Volver al pasado? No a los renacimientos, sí a la inspiración

La herencia histórica será, sin duda, un punto fuerte para Lancia, pero la compañía pretende utilizarla con sabiduría: ejemplos muy cercanos en el grupo, como el Fiat 500, nos han demostrado que la tradición puede ser utilizada, pero en el caso de Lancia, los intentos en el pasado reciente (como el Thema de Chrysler, pero también el último Delta, que no ha convencido a todo el mundo) han comprometido un poco el atractivo de las referencias clásicas, que estarán ahí, pero en una nueva apariencia.

"Lo vamos a hacer, pero lo vamos a modernizar al máximo, reinterpretando de forma contemporánea los elementos inspirados en modelos inolvidables".

Lancia mercato Italia

Menos concesionarios y más 'e-commerce'

De acuerdo con la orientación del Grupo Stellantis, la red de ventas también cambiará: el coloso lleva tiempo declarando que quiere reducir y digitalizar cada vez más la red comercial, y Lancia pretende específicamente alcanzar el 50% de ventas online.

Al mismo tiempo, hay que tomar medidas para reabrir los mercados extranjeros: para ello, ya se ha creado una oficina específica en la nueva sede de la marca, situada en el edificio de Via Plava 80, donde también trabaja el centro de diseño dirigido por Jean-Pierre Ploué.

"Dentro de unos días anunciaremos la entrada en 4-5 mercados, y con el tiempo llegaremos a las 60 ciudades ya identificadas y a los 100 concesionarios ya identificados. Será una red menos capilar, con exposiciones que no serán enormes, pero que tengan el impacto adecuado. También tenemos previsto reducir ligeramente los 220 puntos de venta italianos. Queremos ir donde se aprecia el estilo de vida italiano, donde se compra el arte, la elegancia y la comida italiana. ¿Fuera de Europa? Es posible, pero no es una prioridad por ahora".

LANCIA_APRILE_12.021

Los tres pilares de la nueva Lancia

Al valor intrínseco de la marca, Lancia pretende añadir ahora una visión basada en tres puntos fundamentales: sostenibilidad, atención al cliente y ética. Sobre los dos primeros hay poco que decir que no esté ya en el manifiesto programático de todos los demás fabricantes de Europa (y de otros lugares) en los últimos años, es decir, la electrificación, la producción de bajo impacto, los materiales ecológicos, el reciclaje y la prestación de servicios, incluso a través de tecnologías y software específicos.

Cristiana Capotondi (5)

En cuanto a la ética, que se refleja en parte en los dos primeros puntos, Lancia ya ha optado por apoyar a las mujeres en particular, promoviendo una cultura de respeto e inclusión. El primer acto es un anuncio publicitario, protagonizado por la actriz Cristiana Capotondi, pero en el futuro se articulará en nuevas iniciativas y mensajes.

Galería: El futuro de Lancia