La marca promete una reducción del tiempo de recarga del 30% frente al cargador de serie, de 7,4 kW.

El fabricante francés acaba de anunciar que sus modelos eléctricos Peugeot e-208 y e-2008 podrán contar a partir de ahora, de manera opcional, con un cargador embarcado trifásico y de mayor potencia, concretamente de 11 kW, que debería reducir el tiempo de recarga de la batería en un 30%, con respecto al cargador de 7,4 kW que incorporan ambos de serie.

Estos dos modelos del segmento B de Peugeot comparten tecnología de propulsión, compuesta por un motor eléctrico delantero de 100 kW, equivalente a 136 CV, y una batería de 50 kWh de capacidad.

El nuevo cargador embarcado de 11 kW es compatible con tomas de pared (Wallbox), que se pueden instalar en viviendas y centros de trabajo, siempre y cuando esté disponible una red eléctrica trifásica.

Galería: Peugeot e-208, primera prueba

Gracias a este aumento de la potencia de carga admitida con corriente alterna, el tiempo de recarga completa de la batería pasa a ser de cinco horas con este cargador trifásico, frente a las siete horas y treinta minutos que tarda en una red monofásica, con el cargador de serie de 7,4 kW.

Cabe apuntar que, además, tanto el e-208 como el e-2008 son compatibles con carga rápida en estaciones públicas, admitiendo una potencia máxima de 100 kW. En este supuesto, la recarga de las baterías al 80% lleva apenas media hora.

Este nuevo cargador integrado trifásico está disponible como una opción para ambos modelos de cero emisiones, con un coste de 300 euros.

Peugeot e-2008 GT 2020, prueba
Peugeot e-2008 GT 2020, prueba
Peugeot e-2008 GT 2020, prueba

La marca ofrece también asesoramiento personalizado a través de su proveedor GIC, que incluye un diagnóstico para evaluar la instalación eléctrica del hogar, de cara al montaje de un puesto de carga doméstico (o en el centro de trabajo).

En ambos casos, además, tanto el Peugeot 208 como el Peugeot 2008 están disponibles también con motores convencionales, de combustión interna, en este caso sin la 'e' del nombre, lógicamente.