A pesar de sus estructuras de largueros y travesaños, son coches potentes y rápidos.

En un mundo moderno, en el que incluso todoterrenos tan icónicos como el Land Rover Defender, el Jeep Cherokee, el Mitsubishi Montero o el Nissan Patrol, han acabado contando con carrocerías autoportantes, todavía quedan unos pocos 'dinosaurios' que se mantienen fieles a los bastidores de largueros y travesaños, más anticuados, pero también más robustos.

¿Son tan malos los arcaicos chasis de escalera? Nosotros nos hemos propuesto encontrar algunos de estos supervivientes, o modelos que, aunque ya no existen, recurrieron a este tipo de solución y, aun así, eran lo suficientemente rápidos y capaces como para dejar atrás a ciertos deportivos. Desde luego, se trata de una selección de modelos de gran carisma. Vamos a verlos.