Puestos a imaginar la movilidad del mañana, te has parado a pensar: ¿qué pasaría si el coche del futuro no fuera un coche? En vista de los acontecimientos, ya nada nos debería extrañar. Además, si por coche del futuro entendemos un vehículo autónomo, capaz de llevarnos de un punto A otro B, el automóvil como concepto puede variar sustancialmente.

Tanto es así que Citroën ya ha imaginado un vehículo de este tipo y un posible ecosistema de uso en el que el automóvil se convertiría en una especie de 'skateboard', cuya carrocería sería una cápsula con diferentes formas en función de las necesidades. Al menos, la marca de los chevrones lo ha imaginado así y lo ha enmarcado en su denominado Citroën Autonomous Mobility Vision.

Galería: Citroën Urban Collectif

El proyecto recuerda a ciertas películas de ciencia ficción en las que el coche adopta la forma de una cápsula para transportar a las personas, mientras que el movimiento lo proporciona otro dispositivo que se conecta a la cápsula para desplazarla, de forma autónoma.

Este vehículo sería el Citroën Skate, que se mueve en todas las direcciones posibles gracias a cuatro ruedas omnidireccionales del especialista Goodyear.

Las cápsulas, por su parte, se llaman Pods, y son instaladas en el patín en menos de 10 segundos y propulsadas hasta una velocidad máxima de 25 km/h. Por supuesto, todo esto no tendría lugar en carreteras abiertas al tráfico, sino en carriles exclusivos. Por lo tanto, la ciudad debe ser compatible con este tipo de vehículos, que están diseñados para ser compartidos y de código abierto en términos de construcción estructural.

Citroën Urban Collectif

Hablando de cápsulas, los tres primeros prototipos de estos módulos fueron creados por 'The Urban Collectif', un consorcio de tres empresas liderado por Citroën, en el que también participan Accor, la multinacional hotelera francesa, y JCDecaux, la empresa de publicidad.

Pullman Power Fitness

El primero de ellos recibe el nombre de 'Pullman Power Fitness', y viene a recrear un gimnasio en movimiento. En su interior hay una máquina de remo y una bicicleta estática para realizar pequeñas sesiones de entrenamiento con el apoyo de un entrenador digital.

Proyecto Citroen Urban Collective

El módulo cuenta con cristales tintados para que puedas ejercitarte con total privacidad al ritmo de la música. Entre otras cosas, la energía generada por el uso del equipo ayuda a alimentar las baterías del patinete.

Sofitel En Voyage

Otra opción para los que prefieren relajarse está representada por el 'Sofitel En Voyage', el módulo creado para los viajes cortos de los huéspedes de la cadena de hoteles de lujo. Ofrece un ambiente moderno, elegante y sofisticado, tanto por colores como por materiales.

Proyecto Citroen Urban Collective

Puede acomodar hasta tres pasajeros y otras tantas maletas, y gracias a un panel LED muestra las noticias en tiempo real, el tiempo y la hora de llegada al destino. La cápsula también contiene un minibar con bebidas y aperitivos, así como una tableta para solicitar asistencia online.

JCDecaux City Provider

Por último, descubrimos el módulo 'JCDecaux City Provider', imaginado como una cápsula compartida para el transporte público. Así, los materiales son más robustos, resistentes a la intemperie y al vandalismo, y la configuración se ha diseñado para que sea accesible a personas con movilidad reducida.

Proyecto Citroen Urban Collective

La capacidad máxima es de cinco personas, que pueden contar con tomas USB para recargar los smartphones y dos pantallas interactivas que también pueden ser utilizadas por los turistas para planificar sus viajes.