En colaboración con Argo AI y Lyft, la flota contará con 100 Ford Escape autónomos.

Ford y su socio Argo AI, una compañía de conducción autónoma con la que colaboran desde el año 2017, pondrán en marcha un servicio de taxis autónomos a partir de finales de este año 2021 en dos ciudades estadounidenses: Miami (Florida) y Austin (Texas). Para ello utilizarán una flota de vehículos de Lyft, compañía de transporte similar a Uber.

Según Ford, se trata de la iniciativa de este tipo de mayor envergadura hasta la fecha. El objetivo es lanzar primero un proyecto piloto, de pruebas, para a partir de 2023 expandir la oferta a gran escala y alcanzar 1.000 robotaxis funcionando en seis ciudades de Estados unidos, incluida la capital, Washington D.C.

Inicialmente se utilizarán 100 Ford Escape autónomos y, al menos durante la etapa de pruebas, todos estos taxis estarán tripulados por dos técnicos: uno en el asiento del conductor, listo para intervenir en caso de emergencia, y un analista de datos que supervise el funcionamiento del sistema.

2020 Ford Escape
Ford Escape 2020, modelo sobre el que se basarán los futuros robotaxis.

Según la marca, ya desde los primeros viajes que ofrezcan a finales de año, los coches no tendrán rutas preestablecidas, y serán los propios pasajeros quienes podrán reservar el robotaxi a través de la aplicación de Lyft, sin coste adicional, y elegir el destino con total libertad.

"Podrás ir de una dirección a otra sin rutas prefijadas", ha afirmado en una entrevista Bryan Salesky, director general de Argo AI. "Como cualquier taxi que podrías llamar hoy, con la única diferencia de que aquí conducirá un robot". 

"La posibilidad de reservar un viaje a través de una aplicación ayudará a normalizar esta nueva tecnología, sobre todo a ojos de aquellos consumidores que todavía son reacios a confiar en un coche conducido por un ordenador", comenta la responsable de la unidad autónoma de Lyft, Jody Kelman.

Coche autónomo Ford y Domino´s Pizza
Ford Fusion autónomo de reparto para Domino´s Pizza.

"Para conseguir que esta tecnología sea vea como una opción viable de transporte, haremos que los trayectos estándar y los de robotaxis tengan el mismo precio, para que la experiencia sea similar a cualquier otro viaje en Lyft", concluye.

De momento, Ford, Argo AI y Lyft son los únicos que han anunciado la puesta en marcha de este servicio, ya que otras compañías como Waymo (filiar de Google), en Arizona, o General Motors, en San Francisco, están llevando a cabo programas piloto que, por ahora, no sabemos cuándo estarán disponibles para el público general.