Si eres un amante de los Porsche 911 clásicos, sin duda debes estar al tanto de los trabajos que durante los últimos años ha llevado a cabo la compañía estadounidense Singer Vehicle Design, especializada en restauraciones del mítico Nueveonce. Probablemente los mejores restomod del mercado.

La marca acaba de mostrar hoy su último proyecto para un cliente, el llamado Southampton Commission, que luce un atractivo color azul turquesa (denominado Perfect Blue), con detalles en contraste en tono naranja, incluido el interior.

Galería: Singer Reimagined Porsche 911 Southampton Commission

A la carrocería en color azul verdoso se suma una franja en la zona inferior, en un azul más claro, que aporta un sutil contraste al conjunto. La inscripción Porsche en la parte baja de las puertas y en la zaga es de color naranja, Deep Orange.

Al igual que en algunas de las últimas creaciones de Singer, como el Octagon Comission o el Anglet Comission, este cliente ha solicitado la tapa del depósito de combustible sobre el capó delantero, un detalle que aporta un aire muy de competición.

Singer Reimagined Porsche 911 Southampton Commission
Singer Reimagined Porsche 911 Southampton Commission
Singer Reimagined Porsche 911 Southampton Commission

Por supuesto, las llantas tienen un diseño estilo Fuchs, con un acabado bitono y una generosa garganta, y esconden unas pinzas de freno que también están pintadas en naranja Deep Orange, con inscripción en contraste, en color blanco.

En el habitáculo destaca la tapicería tipo ante, en tono naranja, a juego con los toques exteriores, aunque también hay detalles en azul turquesa, tanto en los asientos como en los paneles de las puertas.

Singer Reimagined Porsche 911 Southampton Commission

Además, se equipan los asientos ligeros de fibra de carbono, tipo baquet y con inserciones de latón, o un volante forrado en ante negro y con costuras en azul claro. Entre el equipamiento elegido por el cliente, destacan el sistema de navegación o el aire acondicionado, así que es probable que tenga intención de conducirlo habitualmente.

Por último, el motor es un 4,0 litros bóxer de seis cilindros, combinado con una caja de cambios manual de seis velocidades, que envía toda la fuerza del bloque a las ruedas posteriores. Si bien la compañía no ha ofrecido datos de potencia, sabemos que este propulsor es capaz de rondar los 500 CV y puede girar a un máximo de 9.000 rpm.