Un coche casi de carreras, con un brutal motor V8 y caja de cambios manual.

Nacido en 1964, el Ford Mustang es uno de los iconos americanos del automóvil, que a lo largo de los años ha ido evolucionando en diferentes generaciones. El 'pony car' por excelencia lleva ya años vendiéndose a nivel global, también aquí en Europa, pero durante décadas fue un producto casi exclusivo para el mercado norteamericano.

Es cierto que los Mustang de principios del siglo XXI, al igual que los de alguna década anterior, no son precisamente los más bonitos y, desde luego, a nivel estético quedan lejos del original, o incluso del actual, pero eso no quita que existieran versiones interesantes también en aquellos años, como el Mustang SVT Cobra R que nos ocupa.

Galería: Ford Mustang SVT Cobra R, a subasta

Se trata de una edición creada por la división de vehículos especiales del gigante de Detroit, Special Vehicle Team (SVT), basada en el Mustang del año 2000, y en la que se colaboró con un montón de fabricantes de componentes, como Brembo, Eibach, Recaro o BFGoodrich, por ejemplo.

Este Ford Mustang SVT Cobra R fue una edición limitada a únicamente 300 ejemplares, todos ellos ensamblados a mano por los especialistas de SVT, con un motor V8 que estrenaba culatas de aluminio o elementos optimizados como bielas, cilindros o cigüeñal, además de radiadores adicionales para aumentar su capacidad de refrigeración.

Ford Mustang SVT Cobra R, a la venta
Ford Mustang SVT Cobra R, a la venta
Ford Mustang SVT Cobra R, a la venta

Hablamos de un V8 de 5,4 litros, con una potencia de 390 CV a 6.250 rpm, y un par motor máximo de 522 Nm a 4.250 vueltas, al menos sobre el papel. Unas cifras muy modestas si las comparamos con las del actual Ford Mustang Shelby GT500, cuyo bloque V8 sobrealimentado por un compresor ofrece 771 CV y 847 Nm, pero para la época este Cobra R era una auténtica bestia.

El propulsor de ocho cilindros, cuyo cuentavueltas marca hasta 8.000 revoluciones, estaba asociado de serie a una caja de cambios Tremec T-56, de seis velocidades, con unas relaciones de cambio muy cortas, pensadas para carreras de aceleración o 'drag races', además de a un diferencial autoblocante trasero. No obstante, anunciaba una velocidad punta de 282 km/h.

Ford Mustang SVT Cobra R, a la venta
Ford Mustang SVT Cobra R, a la venta
Ford Mustang SVT Cobra R, a la venta

El ejemplar en concreto de las imágenes, que es la unidad número #052 de las 300 fabricadas en total, está prácticamente como recién salido de fábrica, y se pondrá a subasta próximamente, de la mano del especialista Mecum Auctions, con apenas 800 kilómetros en el marcador.

Por último, y aunque este Cobra R de color rojo prescinde de asientos traseros, aire acondicionado, equipo de sonido o control de crucero, por aquello de contener al máximo el peso, sí incorpora asientos Recaro de tipo baquet, amortiguadores Bilstein, muelles Eibach, barras estabilizadoras muy rígidas, discos de freno ventilados Brembo (330 milímetros delante y 296 detrás), llantas de cinco radios de fundición de aluminio o neumáticos radiales T/A de BFGoodrich.

Fuente: Mecum Auctions