¿Su objetivo en la vida? Ofrecer todas las virtudes del Audi A8, en un formato más dinámico.

La gran especialidad de las marcas Premium alemanas son las berlinas de lujo. Y un buen ejemplo de ello, es el reciente Audi A8 2018, un automóvil superior por calidad de acabado, tecnología o capacidad de representación, pero que para algunos compradores ofrece un formato demasiado clásico. Ahora bien.. ¿qué pasaría si Audi ofreciera todo lo bueno del A8, con una línea más dinámica?

Básicamente, que nacería el Audi A7 Sportback 2018, una berlina con diseño de coupé pensada para competir contra modelos de la talla del BMW Serie 6 Gran Coupé o el Mercedes-Benz CLS y que, además, se permite lujo de hacerlo ofreciendo un precio más asequible. Así que para comprobar si está a la altura, esta semana te traemos una prueba en vídeo del Audi A7 Sportback 50 TDI quattro triptronic.

Audi A7 Sportback 2018, más información:

Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic

Audi A7 Sportback 2018: ¿cómo es su diseño?

Con una longitud de 4,97 metros, una cintura elevada y una marcada línea de techo descendente, la segunda generación del Audi A7 Sportback 2018 mantiene las proporciones y la silueta de su antecesor. Y también hereda elementos como unas ventanillas sin marco o un alerón trasero retráctil, que se eleva al superar los 120 km/h.

Sin embargo, esta berlina se ha modernizado notablemente, gracias a elementos como unos pilotos traseros con tecnología OLED que te dan la bienvenida, con un juego de luces, al abrir el coche. Además, como buen Audi, también ofrece la posibilidad de elegir entre distintos sistemas de iluminación. ¿Los mejores? Los Audi laser light, que incorporan unas luces largas con tecnología laser, con un alcance de 600 metros, que es el doble de unos faros LED convencionales. Cuestan 3.410 euros, pero están bien pagados.

Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic

Audi A7 Sportback 2018: un interior de alta tecnología 

El interior, prácticamente idéntico al del Audi A8, nos transporta a la era multimedia. Como no podía ser de otra forma, la instrumentación digital Audi Virtual Cockpit, de aspecto personalizable, está presente. Pero en el Audi A7 Sportback, el verdadero protagonismo recae en las dos pantallas hápticas de la consola central. ¿En qué se diferencian de las normales? En que al tocarlas escuchas un ‘click’ al mismo tiempo que percibes una vibración en el dedo; de modo que se tiene una sensación cercana a estar pulsando un botón.

El display superior tiene 10,1 pulgadas y es el corazón del sistema Multimedia MMI Touch Response, desde el que se controlan las funciones de audio, navegación, teléfono, conexión a Internet… ¿Lo mejor? La organización de los menús y la rapidez de funcionamiento es impecable. Justo debajo hay una pantalla de 8,6 pulgadas, desde la que se controla el climatizador y los asientos calefactables.

Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic
Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic

Pero el A7 Sportback es un Audi de gama alta y eso significa que incluye suficiente tecnología como para darte un masaje de camino de la oficina, mientras conduce de forma autónoma en el atasco… Para esto último, cuenta con el apoyo de cinco radares, cinco cámaras y un escáner láser situado en el frontal.

Por lo demás, el puesto de conducción parece hecho a medida, mientras que en las plazas traseras, por espacio para las piernas o altura, dos pasajeros de más de 1,90 metros de estatua pueden viajar con total comodidad. Porque en caso de que vayas sentado en el asiento central en un Audi A7 Sportback, más te vale ser bajito. En cuanto al maletero, con 535 litros, ofrece espacio de sobra para el equipaje de todos los ocupantes.

Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic
Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic

En marcha, parece un coche más pequeño

Para impulsarse, el Audi A7 Sportback 50 TDI 2018 recurre a un propulsor turbodiésel de 3,0 litros y 286 CV, asociado a la transmisión automática con convertidor de par Tiptronic, de ocho velocidades, y al sistema de tracción total quattro. Sin embargo, al arrancar, lo primero que me llama la atención es la manera en que el eje trasero direccional me permite abrirme paso, en entornos urbanos, con una agilidad propia de un coche más pequeño.

Una sensación que también se percibe en carreteras de montaña, gracias a una carrocería que apenas balancea, la excelente motricidad y a que los cambios de apoyo se efectúan con una gran rapidez. En cualquier caso, no conviene perder de vista que el Audi A7 Sportback es un coche de 1.955 kilos y que, su verdadera especialidad, son los recorridos de larga distancia. Sobre todo, en el caso de nuestra unidad, equipada con una suspensión neumática, que brinda un confort excepcional a los ocupantes.

Como es tradición en la marca alemana, gracias al control dinámico de la conducción Audi drive select, puedes modificar la 'personalidad' del coche. Porque puede que te apetezca ahorrar con el modo Efficiency, disfrutar con el modo Comfort o, tal vez, divertirte con el Dynamic. Incluso, puede que prefieras personalizar la respuesta del motor, la suspensión o la dirección a tu gusto seleccionando la posición Individual.

Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic

Audi A7 Sporback 2018: con una red de 48V

Lo cierto es que el propulsor 3.0 TDI de 286 CV no te defraudará, ya que ofrece una gran contundencia y acelera 0 a 100 km/h en unos excelentes 5,7 segundos. A ello, también contribuye la transmisión automática tiptronic, que incorpora levas tras el volante. Se trata de un cambio especialmente bueno por suavidad o agrado de utilización, al que quizá solo se le pueda pedir algo más de inmediatez al arrancar desde parado.

Llegados a este punto, cabe destacar que homologa un consumo de 5,6 l/100 km, gracias a la incorporación de una red eléctrica de 48 V. ¿Qué quiere decir esto? Que este A7 Sportback cuenta con un generador acoplado al motor, que le permite almacenar la energía generada en las fases de frenado y deceleración, en una batería situada en el maletero. De este modo, el Audi A7 Sportback es capaz de avanzar con el motor térmico apagado durante 40 segundos, siempre que se circule entre 55 y 160 km/h, sin que haya problemas de suministro eléctrico.

Prueba Audi A7 Sporback 2018 50 TDI quattro tiptronic

Está un pasito por delante...

Si estuviera en posición de elegir una berlina coupé, me decantaría por este Audi A7 Sportback 50 TDI quattro tiptronic por varias razones. Es el modelo más moderno de la categoría y un automóvil brillante por tecnología, dinamismo o calidad de construcción.

Además, su tarifa oficial resulta más barata que la rivales como el Mercedes-Benz CLS o BMW Serie 6 Gran Coupé equivalentes. ¿Qué mas se le puede pedir?   

Audi A7 Sportback

Motor Turbodiésel, 6 cilindros en V, 2.967 cm3
Potencia 286 CV entre 3.500 y 4.000 rpm / 630 Nm entre 2.250 y 3.000 rpm
Caja de cambios Automática Tiptronic, de 8 velocidades
0-100 km/h 5,7 s
Maximum speed 250 km/h
Consumo 5,6 l/100 km
Tracción Integral quattro
Peso en vacío 1.995 kilos
Número de asientos 5
Precio base 76.680 euros

Gallery: Prueba Audi A7 Sporback 2018