Conducimos uno de los Mercedes Clase G más poderosos del momento.

En Los Ángeles, hay muy pocos coches tan populares como el Mercedes-Benz Clase G. A fin de cuentas, este TT está en todas partes, con llamativas pinturas metalizadas, tonos mate y, en una gran proporción, 'envuelto' en variantes Mercedes-AMG (de hecho, estas son las más vendidas).

Incluso, en los últimos meses, comienza a ser habitual cruzarse con las preparaciones de BRABUS. Sin embargo, ninguno de los Clase G que he conducido hasta el momento, son capaces de transmitir la sensación de poder que irradia el G 550 4x4² (conocido como G 500 4x42 en Europa). Y esa sensación me encanta.

 

Qué tiene de bueno

Puedes pasar por cualquier lado. En Los Ángeles, el recorrido habitual de los propietarios de este vehículo consiste en cruzar Beverly Boulevard, camino a los afamados grandes almacenes The Grove. Pero yo no he podido resistirme a desplazarme al circuito off-road de Hungry Valley, en Gorman, California, para buscar los límites de este TT. 

Y fuera del asfalto, te aseguro que se trata de un modelo imparable: con una altura libre de 45 centímetros, el sistema de amortiguación con dos amortiguadores y muelles en cada rueda y los tres diferenciables bloqueables, este Mercedes-Benz puede llevar a cabo vadeos, realizar cruces de puentes y subir por pendientes con las que el resto de todoterrenos solo pueden soñar. Sin duda, es un modelo pensado para ensuciarse. 

Es fácil de conducir. Mide 4,50 metros de longitud, 2,10 metros de ancho y 2,23 metros de alto, pero desde el volante no se percibe tan monsturoso como cabría imaginar. El motor 4.0 V8 biturbo de gasolina, de 422 CV, tiene un sonido sugerente y entrega la potencia de una forma muy líneal. En lo que respecta a la dirección de recirculación de bolas, resulta algo lenta y, a veces, se percibe pesada... pero la maniobrabilidad es buena. Por otro lado, cuando te acercas por detrás a un coche, y ve lo que se le viene encima por los retrovisores, tiende a apartarse de tu camino... amablemente.

Un gran atractivo. Tal vez, su diseño podría parecer exagerado. Pero a todo el mundo que he preguntado me ha confirmado que el 4x4² le encanta. Y no es para menos, ya que este coche irradia poder por los cuatro costados. Desde las llantas de aleación 22 pulgadas, con neumáticos 325/55 (opcionalmente hay unas de 18 pulgadas, con un enfoque más campero), las pinzas de freno rojas, los pasos de rueda rematados en fibra de carbono...

Te voy a ser sincero, al principio, pensaba que la gente me señalaría riéndose de mi... Pero lo cierto es que tanto los niños, como los conductores de pick-up o la gente que conocí en el circuito todoterreno, se han enamorado de él. Sin duda, es un coche que gusta.

Mercedes-Benz G550 4x4² 2017
Mercedes-Benz G550 4x4² 2017
Mercedes-Benz G550 4x4² 2017
Mercedes-Benz G550 4x4² 2017
Mercedes-Benz G550 4x4² 2017

En contra

De acuerdo, el G550 4x42 resulta excesivo para el día a día. Mido 1,84 metros de alto y, entrar y salir del habitáculo, me he supuesto un auténtico quebradero de cabeza. El proceso sería el siguiente: abrir la puerta, estirar el brazo para agarrar el volante y luego trepar por la estribera. Y salir del habitáculo es un acto de fe... puesto que tienes que saltar para llegar al suelo (te aseguro que salir lentamente es más complicado que saltar 'al vacío'). Por otro lado, sus generosas dimensiones hacen que no se sienta cómodo en caminos estrechos Tal vez, en este entorno, un Jeep Wrangler 2018 sea superior fuera del asfalto. 

Es carísimo. Claro, es un Mercedes-Benz, con paquete interior Designo y los acabados de los modelos más lujosos de la marca alemana. Y eso repercute en el precio. Por desgracia, este modelo acaba de ser descatalogado, así que si quieres hacerte con una unidad, te recomendamos que mires en el mercado de ocasión. En cualquier caso, nos alegramos de haberlo probado por última vez.

Fotos: Michael Shaffer

Más noticias sobre el Mercedes-Benz Clase G:

2017 MERCEDES-BENZ G550 4x4²

Motor Biturbocharged 4.0-Liter V8
Potencia 422 CV entre 5.250 y 5.500 rpm / 610 Nm entre 2.250 y 4.750 rpm
Caja de cambios Automática, siete velocidades
0-100 km/h 7,4 segundos
Consumo 13,8 l/100 km
Tracción Total
Peso en vacío 3.021 kilos
Número de asientos 5
Capacidad del maletero 487 litros
Precio base $225,000
Precio con opciones Desde 272.975 euros (ya descatalogado)

Galería: Mercedes-Benz G 550 4x4 2018