El vehículo que estás viendo es una figura destacada en el calendario de novedades de Jeep para los próximos años. Hablamos del todoterreno eléctrico Recon, que parece estar cada vez más cerca de su llegada al mercado.

Una prueba de ello nos llega desde Brasil, donde recientemente la marca ha registrado en el INPI (Instituto Nacional de la Propiedad Industrial) las imágenes de patente. Los documentos revelan la identidad del modelo y confirman el interés de Jeep por salvaguardar el diseño aquí.

Presentado por Jeep como concept car en 2023, el Recon es una especie de equivalente eléctrico del conocido Wrangler. No en vano, el diseño guarda un gran parecido y las características todoterreno son básicamente las mismas en ambos coches, incluyendo soluciones como puertas desmontables pensadas para un uso off-road más intenso.

Jeep Recon - Registro no Brasil

Jeep Recon registrado en Brasil en el INPI

En la cartera de Jeep, el Recon se posicionará como una alternativa eléctrica al Wrangler (actualmente ofrecido sólo como gasolina o híbrido enchufable) y con un alcance comercial más amplio, pudiendo venderse en mercados europeos con normas medioambientales más estrictas. Debería rivalizar con el Mercedes-Benz EQG y con la futura versión eléctrica del Land Rover Defender.

El modelo de producción estará basado en la plataforma STLA Large y se fabricará en la planta de Toluca (México). Desde allí, el Recon se enviará a Estados Unidos, Europa y tiene posibilidades de llegar también a otros mercados, como el brasileño o el argentino.

Esta 'expansión' viene dada por los ambiciosos planes de electrificación de la marca para los mercados sudamericanos (el objetivo es ofrecer un 20% de la cartera electrificada para 2030).

Jeep Recon 2024

Hablando de electrificación, el Recon se ofrecerá con un tren motriz 100% eléctrico y adoptará las últimas tecnologías de Stellantis para vehículos sin emisiones, tanto en plataforma, como en mecánicas, baterías y sistemas de ayuda a la conducción.

En este sentido, las especulaciones apuntan a que las versiones más básicas contarán con dos motores para sumar unos 400 CV, mientras que las más exclusivas ofrecerán unos 600 CV. Está previsto que el modelo definitivo se presente a finales de este año y que las ventas comiencen en 2025.