Hace apenas unos días, la firma china BYD (Build Your Dreams) presentó en España tres nuevos modelos, entre los que estaba el ATTO 3 que pudimos probar por primera vez, además de los HAN Y TANG, y ahora la compañía ha anunciado otros dos modelos 100% eléctricos para los mercados de Europa.

Se trata de los llamados BYD DOLPHIN, un compacto de cinco puertas del segmento C, y el BYD SEAL, una berlina algo más grande, del segmento D, ambos de cero emisiones y basados en la llamada e-Platform 3.0 del fabricante asiático. Forman parte de la gama que la marca llama 'Ocean', y sus nombres hacen alusión al delfín y la foca.

Galería: BYD DOLPHIN

En principio, el BYD DOLPHIN estará disponible para reservas en España a partir de este mismo verano, con entregas en el cuarto trimestre de 2023, mientras que el SEAL podrá pedirse a partir del mes de septiembre. 

BYD DOLPHIN

El modelo compacto de BYD, de cinco plazas, mide 4,29 metros de largo, 1,77 de ancho y 1,57 de alto, por lo que es igual que un MG4 (4,29 m), ligeramente más grande que un Renault Mégane E-TECH (4,21 m) y más pequeño que un Opel Astra-e (4,37 m). En cuanto al maletero, hablamos de entre 345 y 1.310 litros de capacidad.

El sistema eléctrico está basado en una batería LFP (litio-ferrofosfato) de 60 kWh de capacidad, con una autonomía homologada de hasta 427 kilómetros en ciclo combinado WLTP, mientras que el motor ofrece una potencia de 150 kW o 204 CV, así como un par motor máximo de 290 Nm, que se transmite únicamente al eje delantero.

BYD DOLPHIN

BYD DOLPHIN

BYD DOLPHIN
BYD DOLPHIN

Cifras más que suficientes para que el compacto acelere de 0 a 100 km/h en solamente 7,0 segundos y pueda alcanzar una velocidad máxima limitada a 160 km/h. La marca anuncia también que la bomba de calor es de serie y que hay cuatro modos de conducción: Normal, Sport, Eco y Snow.

El cargador de a bordo del modelo permite cargar con corriente alterna trifásica a una potencia máxima de 11 kW, aunque con corriente continua el límite está en 88 kW. En el mejor de los casos, la batería puede pasar del 30 al 80% de carga en sólo 29 minutos, en un punto rápido. También cuenta con tecnología V2L (ambos modelos), por lo que la batería del vehículo puede cargar dispositivos externos.

Galería: BYD SEAL

BYD SEAL

El segundo de los modelos, BYD SEAL, es una berlina del segmento D, con 4,80 metros de longitud, 1,88 de anchura y 1,46 de altura, de dimensiones similares a un BMW i4 (4,78 m) o un Hyundai IONIQ 6 (4,86 m), pero sensiblemente más grande que un Tesla Model 3 (4,69 m).

En este caso el sistema de propulsión es más potente y el modelo es de propulsión trasera, con un motor de 230 kW o 313 CV, aunque también habrá una versión de tracción integral, con un motor delantero adicional de 160 kW o 218 CV, para un total de 390 kW o 530 CV. Los modos de conducción son los mismos cuatro del DOLPHIN.

BYD SEAL

BYD SEAL

BYD SEAL
BYD SEAL

La batería, también LFP, es más generosa, con una capacidad de 82 kWh, por lo que la autonomía WLTP combinada es mayor: de hasta 520 kilómetros en la versión RWD y de hasta 570 kilómetros para la AWD.

En cuanto a carga, hablamos de 11 kW en corriente alterna y hasta 150 kW con corriente continua (del 30 al 80% en 26 minutos). La versión de tracción total, además, cuenta con una suspensión semiactiva con amortiguadores FSD.