La mejor muestra de que los tiempos están cambiando en el mundo de la automoción es el caso de Lotus. La marca británica va a pasar de fabricar deportivos puros de gasolina a modelos eléctricos y hasta un SUV. Ver para creer...

No obstante, todavía queda un pequeño oasis, pues según Automotive News Europe (ANE), el fabricante con sede en Hethel presentará este verano su último modelo con motor de combustión. 

Galería: Lotus Exige Sport 410 20th Anniversary

Las especificaciones técnicas siguen siendo un misterio, pero el director general de Lotus, Phil Popham, dijo a ANE, en una entrevista telefónica, que el nuevo modelo tendrá una amplia gama de precios. La versión básica partirá de 55.000 libras esterlinas (unos 61.800 euros al cambio actual) y ascenderá a 105.000 (117.900).

Al abarcar costes tan diferentes, ANE afirma que los modelos Elise, Exige y Evora se sustituirán por este deportivo. El máximo responsable de la firma explicó también que el inicio de la producción está previsto para 2022 y que confía en que el coche dará a Lotus un "crecimiento sustancial".

Lotus Exige Sport 410

Popham no entró en demasiados detalles sobre el coche, solo dijo que se beneficia de una "moderna arquitectura eléctrica" que permite a Lotus ofrecer más funciones de conectividad. Al parecer, el vehículo no será especialmente incómodo a la hora de entrar y salir del habitáculo.

Del mismo modo, ANE ha sabido que Lotus no excluye la posibilidad de vender a otros fabricantes de automóviles la nueva plataforma del deportivo eléctrico que está desarrollando con Alpine.

El sustituto del A110 se anunció recientemente en el evento 'Renaulution', se lanzará en los próximos años y se basará en una nueva arquitectura, que también servirá de base para un modelo de Lotus.  

¿Por qué no se descarta vender esa base a otros fabricantes? Porque el segmento de los deportivos es pequeño y, por tanto, vender suficientes coches para cubrir la inversión realizada durante el desarrollo es difícil. Así, ofreciendo la plataforma, se recuperaría parte del dinero invertido en el proceso de ingeniería. En fin, veremos si todas estas cábalas se cumplen en el futuro.