Hacia finales de 2020, el CEO de Ford, Jim Farley, habló con los inversores sobre el futuro financiero de la compañía y la necesidad de reorganizar las operaciones a escala mundial. En ese proceso, la firma del óvalo azul dejará de fabricar vehículos y piezas en Brasil, según un nuevo informe de Automotive News.

Esa noticia, por desgracia, también significa que el Troller T4, un todoterreno que nos llamó la atención en su momento, también desaparecerá. Con un innegable parecido al Jeep Wrangler, el Troller T4 está fabricado por la empresa brasileña Troller Veículos Especiais. Un 4x4 que, a buen seguro, tendría una gran aceptación en Europa, en el caso de que se comercializase.

Galería: Ford Troller TX4 2020

Ford compró la compañía en 2007 y continuó con la producción, actualizando el T4 con elementos técnicos procedentes del Ranger. Según el informe, la producción del Troller T4 continuará hasta el cuarto trimestre de 2021, por lo que no desaparecerá inmediatamente. Nuestros colegas de Motor1.com Brasil han confirmado la noticia con Ford como fuente.

Aunque la fabricación del Troller se mantendrá durante la mayor parte del año, otras acciones sí que se están llevando a cabo inmediatamente. Dos plantas de motores echarán el cierre ya, aunque la construcción de otras piezas adicionales continuará durante unos meses más para garantizar los suministros.

Cuando llegue la fecha marcada, la planta de Troller será la única de Ford que quede en Brasil y cuando esta cierre, Ford tendrá solo dos centros de fabricación en toda Sudamérica.

Así las cosas, el fabricante de automóviles norteamericano todavía tendrá una presencia en la zona, pero se centrará en la importación de plataformas globales, en lugar de la producción local.

Ford Troller TX4 2020

Las mismas fuentes aseguran que el cierre de instalaciones le costará a Ford 4.100 millones de dólares, la mayoría de los cuales se computarán en 2020. Junto con el Troller T4, las ventas del EcoSport y el Ka también cesarán en la región.

Ford Troller TX4 2020

Ford mantendrá algunas oficinas y centros de investigación en Brasil, incluyendo la sede de la compañía en Sao Paulo. Al mismo tiempo, se afirma que la fabricación en las dos instalaciones sudamericanas restantes, una en Argentina y otra en Uruguay, no se verá afectada. En este sentido, Ford no ha comunicado nada nuevo respecto a sus planes para Europa.

Fuente: Automotive News