Práctico y económico, está homologado como un cuatriciclo ligero, por lo que podría conducirse sin carné.

Con una movilidad urbana que no para de cambiar, en Citroën han decidido aportar su visión al asunto, mostrando un prototipo que se presentará en el próximo salón de Ginebra

Estamos hablando del Citroën Ami One Concept, un ejercicio de estilo, basado en un sistema de propulsión eléctrico, que está llamado a convertirse en una estrella de las calles de las grandes ciudades. 

Además de una construcción realmente sencilla (si te fijas en la vista lateral de la carrocería, es casi simétrica), apuesta por unas medidas contenidas, que apenas llegan a los 2,5 metros de largo. Desde luego, el concepto recuerda al del Renault Twizy, aunque la forma de ejecutarla parece algo más desarrollada.

Galería: Citroen Ami One Concept

Citroën Ami One Concept, el amigo del smartphone

Además de ser un prototipo pequeño y sencillo, el Ami One apuesta al 100% por la conectividad. De hecho, en el habitáculo no hay un sistema multimedia al uso, sino que todo se gestiona a través del teléfono inteligente del conductor. 

Por supuesto, cuenta con un cargador inalámbrico, mediante inducción, y con un altavoz Bluetooth, para escuchar música o las indicaciones de la navegación. Por lo demás, el único mando que se aprecia está ubicado a la derecha del volante y sirve para arrancar el motor, encender las luces y para accionar el cambio, que solo tiene tres posiciones: D, N y R.

Citroen Ami One Concept

Pensado como un modelo ideal para el car-sharing, cuenta con una serie de soluciones llamadas a simplificar todos los elementos que puedan sufrir daños. Por ejemplo, las ventanillas son manuales y los tiradores de las puertas dejan su lugar a un código QR, que es el que se emplea para acceder al habitáculo. 

Homologado como un cuadriciclo ligero, este coche eléctrico no supera los 45 km/h, por lo que los más jóvenes podrían conducirlo, siempre que tuvieran 15 años como mínimo y la licencia AM.

Respecto a la autonomía el Ami One Concept, es de unos 100 kilómetros, mientras que el tiempo de recarga anunciado es de dos horas. Veremos si Citroën se anima y, dentro de unos años, lo vemos circulando por nuestras calles...