Efectivamente, en el precio no está incluido el coche.

El Porsche 959 es un icono entre los superdeportivos... y uno de los modelos más deseados por los coleccionistas de coches clásicos. De hecho, las unidades bien conservadas tienen precios que alcanzan sin problemas las seis cifras.

Pero ahí reside el problema. Se trata de un automóvil con más de tres décadas a sus espaldas, del que tan solo se fabricaron 337 ejemplares, de modo que conservarlo en buen estado puede convertirse en todo un desafío. A menos que te llames Bruce Canepa y regentes un concesionario de automóviles exóticos.

También te podría interesar:

Un Porsche 959 restaurado pieza por pieza

Y es que, por un módico precio de 621.000 euros, este preparador puede reconvertir tu Porsche 959 en un superdeportivo actual. A priori, eso es algo que no escandaliza a nadie, hasta que te sumerges en los detalles, porque... ¿de verdad merece la pena eliminar elementos originales de este coche para instalar otros modificados? 

De acuerdo con las declaraciones de Canepa, de lo que no cabe duda es de que el resultado es óptimo: "En esta preparación invertimos más de 4.000 horas de trabajo y, durante el proceso, desmontamos y chequeamos todos los componentes, asegurándonos de que su estado sea idéntico a cuando eran nuevos".

Pero además de una restauración mecánica, Canepa también ofrece la posibilidad de dar un toque de color a este ilustre clásico, pintando la carrocería en el color que elija el propietario. Las operaciones también incluyen un retapizado interior completo, así como un tratamiento antioxidante de zinc para los componentes metálicos.

Porsche 959

También se modifica el motor

Hasta aquí todo podría parecer normal. Pero el motor bóxer, de seis cilindros y 2.859 cm3, también recibe modificaciones que incrementan su potencia, desde los 450 CV de serie... hasta superar los 760. Para lograr tal incremento, el primer paso ha sido sustituir los dos turbocompresores KKK, de funcionamiento secuencial (hasta 4.500 rpm solo funcionaba un turbo y, a partir de ahí, el otro), en favor de dos turbos Borg Wargner

Además, también se han modificado otros elementos, como los sistemas de escape y alimentación, el alternador, los componentes del sistema eléctrico... 

Por supuesto, el aumento de prestaciones también ha provocado que el 959 Sport Canepa, como se denomina este preparación, reciba una nueva suspensión con muelles de titanio y unos amortiguadores mejorados. Incluso, se han incorporado unas nuevas llantas de magnesio, combinadas con neumáticos Michelín.  

Por ahora, tan solo 10 clientes han optado por dar a su Porsche 959 el tratamiento Sport Canepa. Pero si no tienes un ejemplar no te preocupes... porque este concesionario te lo puede vender también. Eso sí, prepara el talonario...

Más información sobre coches clásicos:

Galería: Porsche 959 Sport, superdeportivo clásico