KYMCO entra de lleno en un segmento, el de los scooters de corte 'adventure', que empieza a ganar protagonismo en el mercado. Y si piensas que es el primer acercamiento de la marca al segmento que podríamos denominar como crossover (o fun, años atrás), debemos decirte que estás equivocado.

Y no, no hablamos de los quads de la marca. A fin de cuentas, a finales de los 90, el Top Boy en sus distintas cilindradas ya se enfrentó a todo un raid como la Baja Aragón. Pero esa es otra historia... Hoy, no demasiado lejos de aquel escenario, en las Bardenas Reales y sus alrededores, vamos a poner a prueba el nuevo KYMCO DTX 350.

Y no te vamos a engañar, se trata de una moto que nos ha sorprendido sobremanera. Y no lo decimos porque haya sido creada para darle el relevo a todo un superventas como el Super Dink. Más bien, porque esa filosofía adventure es real. Tanto, como para disfrutar con él de verdad fuera del asfalto. Porque hay que reconocer que pistea realmente bien.

Galería: Prueba KYMCO DTX 350

Como te decíamos al comienzo, este DTX, que ha sido desarrollado en exclusiva para el mercado español, y que se ha ajustado acorde a las directrices de KYMCO España, está disponible en dos versiones: 125 y 350 (a pesar de su denominación comercial, recurre a un motor de 321 cm3), ambas dotadas de sistema ABS y neumáticos mixtos.

Obviamente, la ventaja de la primera, que entrega 12,87 CV de potencia, es que se puede conducir con carné de coche, lo que hace que su espectro de público sea realmente amplio. Por su parte, el 350, además de una mayor potencia (28,16 CV), tiene otras ventajas, como por ejemplo, contar con el sistema de control de tracción TCS de KYMCO.

Prueba KYMCO DTX 350 2022

Comparado con el Super Dink, son muchas cosas las que cambian: nuevo bastidor, menos peso, distancia entre ejes algo más corta, menor altura del asiento al suelo, posición más cómoda al manillar...

En resumen, cambios para que el scooter sea más cómodo y efectivo, ya hablemos de recorridos urbanos o interurbanos. Y todo, aderezado por ese puntito aventurero que le permite llevar a cabo excursiones por pistas de tierra. Porque si bien este no será el hábitat predilecto de sus usuarios, existiendo la posibilidad, siempre se puede explotar ese ámbito de la aventura.

En cualquier caso, el DTX tampoco pierde de vista el punto práctico, ya que cuenta con un nuevo cuadro LCD, espacio para dos cascos integrales bajo el asiento, iluminación Full LED, dos puertos USB que quedan bastante a mano...

KYMCO DTX 125/350

Como decíamos antes, el DTX cuenta con un nuevo bastidor de acero, que recurre a una horquilla hidráulica de 110 milímetros de recorrido, delante, y un doble amortiguador con precarga en cinco posiciones y 100 milímetros de recorrido, detrás.

Por su parte, si nos centramos en el apartado de los frenos, se confían a un sistema de doble disco de 260 milímetros y pinza de tres pistones, delante, y un disco simple de 240 milímetros con pinza de doble pistón, detrás.

Prueba KYMCO DTX 350 2022

Pero como decíamos, son varios los aspectos de la puesta a punto general en los que KYMCO España ha intervenido, por ejemplo, ofreciendo unos retrovisores con mayor superficie y anchura, así como más ángulo de regulación, lo que hace que mejore la visibilidad.

Pero también, entran en juego unos ajustes específicos de las suspensiones y un asiento con una nueva espuma, con un mullido que ofrece el máximo confort.

Prueba KYMCO DTX 350

En carretera, el KYMCO DTX es un modelo que ofrece la potencia perfecta: garantiza una buena salida desde parado y una buena capacidad de recuperación, lo que permite adelantar con bastante solvencia.

Del mismo modo, asegura circular a cruceros legales con total facilidad. Ahora bien, si buscas un punto extra de velocidad, el modelo es capaz de superar los 140 km/h de marcador.

Y todo, con una postura cómoda al manillar, una buena protección por parte de la cúpula y una sensación de estabilidad y aplomo bastante elevada.

Prueba KYMCO DTX 350

Fuera del asfalto, se trata de un modelo bastante divertido, que si bien no es una moto de campo como tal (algo que salta a la vista), sí que te permitirá disfrutar de pistas de tierra a un ritmo mucho más elevado de lo que se podría imaginar. En gran parte, por el buen hacer de los neumáticos y las suspensiones.

Aunque en este sentido, también cobra especial importancia una electrónica que está bastante afinada, aunque los pilotos más expertos y acostumbrados a la conducción off-road, siempre podrán desconectar el control de tracción TCS y pasárselo en grande haciendo derrapar la moto.

Para finalizar, solo nos queda por destacar la gran cantidad de accesorios que ofrece KYMCO para la DTX, que incluyen un poco de todo, para que cada usuario pueda configurar la moto a su gusto: respaldo de pasajero, defensas laterales, reposapiés cromados, cubremanos, soporte para el smartphone, baúl KY30 o cúpula DTX, por mencionar algún ejemplo.

Prueba KYMCO DTX 350 2022

Nuestro agradecimiento a Medis Grupo por la cesión del equipamiento de moto empleado en esta prueba, compuesto por el casco GIVI X-21, la chaqueta HEVIK Portland y los guantes HEVIK Zeus.

Galería: KYMCO DTX 125/350

KYMCO DTX 350

Motor Gasolina, monocilíndrico, 321 cm³
Potencia 28,16 CV
Caja de cambios Automática, variador continuo
0-100 km/h N.D.
Velocidad máxima N.D.
Consumo 3,7 l/100 km
Peso en vacío 194 kg
Número de asientos 2
Precio base 5.599 euros