Padres e hijos disfrutarán dentro de este monovolumen Premium.

Pionero entre las marcas de lujo, el BMW Serie 2 Gran Tourer, con siete plazas opcionales, está muy lejos de ser un modelo aburrido. Que no te engañe su formato monovolumen, porque sorprenderá a cualquier padre o madre de familia que se ponga a los mandos.

No obstante, antes de meternos aún más en materia, déjame anunciarte que la unidad de la prueba es la turbodiésel más potente de la gama, asociada a la línea Luxury. ¿Su nombre específico? BMW 220d Gran Tourer Luxury.  

 

A priori, este coche puede parecer el 'patito feo' de BMW. El hecho de ser un vehículo pensado para la familia, y el primer modelo de la firma con tracción delantera (junto al Active Tourer), le sitúan en un espectro diferente al resto de la gama, pero merece tantos o más elogios como el resto de vehículos del fabricante germano. 

BMW Serie 2 Gran Tourer, más útil que los SUV

Mide 4,56 metros de longitud y, tres años después de su lanzamiento, continúa siendo el único monovolumen con tres filas de asientos, comercializado por una marca de lujo. Sin rival directo, va destinado a aquellos a los que no les convencen los SUV, ya sea por diseño o porque no son lo suficientemente prácticos.  

Frente a los omnipresentes todocaminos, ofrece un espacio interior destacado para cinco personas, así como un amplio maletero. En este punto, hay que resaltar los asientos de la segunda fila, regulables longitudinalmente (13 centímetros) y con el respaldo variable en inclinación. Es verdad que el del centro es más estrecho que los de los laterales, pero, en él, se viaja más cómodo que en el de un turismo convencional. 

Además, se abaten en la mejor proporción posible, 40/20/40, y pueden venir acompañados por soluciones útiles y prácticas, como las mesitas de tipo avión. Por su parte, los dos asientos extra cuestan 899 euros y, por espacio y altura de las banquetas, dan servicio a dos niños. A pesar de que no son un dechado de confort, hay que valorar positivamente esta opción. Eso sí, ten en cuenta que el maletero queda reducido de 645 a 560 litros.  

Hablando del espacio para la carga, vence a la mayoría de los SUV compactos. Por si fuera poco, en el caso de equipar el asiento del acompañante abatible, el BMW 220d Gran Tourer Luxury puede transportar objetos de hasta 2,60 metros de longitud. ¿Un BMW para solucionar una pequeña mudanza? Sí. Increíble, pero cierto...  

Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury
Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury

Buen rodador y, también, virtuoso en curvas

Una vez que hemos demostrado que los hijos van a ir a sus anchas en este coche, toca explicar si el 'chófer' de la familia va a disfrutar durante la conducción. Como ya te adelanté al comienzo, la respuesta no puede ser más afirmativa. El vehículo germano muestra su mejor cara en todo tipo de carreteras, gracias a una acertada puesta a punto del chasis. 

Por supuesto, la sensación de aplomo que brinda le convierte en un 'rutero' ideal. En línea recta, el conductor apenas tiene que intervenir en la dirección y el coche no se descompone ante las irregularidades de la carretera. A estas cualidades, hay que sumar la gran insonorización del habitáculo, de tal forma que sumar kilómetros se convierte en un acto placentero.

A la hora de abordar curvas, el coche se desenvuelve con una soltura pasmosa. Con el ritmo adecuado, el monovolumen sale airoso de cualquier trayecto, independientemente de su dificultad. Ten en cuenta que BMW cuida al máximo el área dinámica, como queda demostrado con las dos suspensiones opcionales existentes: la adaptativa (569 euros) y la deportiva M (387 euros). En ningún caso, los reglajes son extremos, ya que no conviene oír quejas de la familia en el trayecto...

Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury
Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury

Consumos cabales

En la gama de gasóleo, el fabricante ofrece tres niveles de potencia, 116, 150 y 190 CV. El bloque más potente, tetracilíndrico y de 2,0 litros, va asociado exclusivamente al cambio automático con convertidor de par Steptronic, de ocho velocidades. Con esta magnífica dupla, se consiguen velocidades de crucero con total presteza y prestaciones destacadas, como queda demostrado en la aceleración de 0 a 100 km/h, cifrada en apenas 7,8 segundos. 

Analizando el consumo, las cifras rondan los 6,5 litros cada 100 kilómetros. Son registros muy cabales, aunque algo lejos de los 4,4 litros que homologa en ciclo mixto. Nada que no suceda en la mayoría de modelos del mercado...   

En cuanto al precio, esta versión asciende a 38.150 euros, a los que hay que añadir 5.200 más, para sumar la línea Luxury al conjunto. Claro, disfrutar de un vehículo Premium conlleva un fuerte desembolso, pero la familia es lo primero y, si se puede, ¿por qué no pagarlo? Además, recuerda que el restyling del vehículo está a punto de caer, así que puede ser una buena oportunidad para obtener una tarifa algo más reducida. 

Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury
Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury
Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury

Equipamiento de serie: Climatizador automático bizona, llantas de aleación de 17 pulgadas, control dinámico de la conducción Driving Experience Control, sensores de lluvia e iluminación, volante deportivo acabado en cuero, asientos de la segunda fila abatibles en proporción 40/20/40, barras longitudinales de techo, red de sujeción en el maletero, guantera refrigerada, tomas de 12 V en el habitáculo y el maletero, retrovisores abatibles eléctricamente y reposabrazos delantero y trasero. 

Opciones: Techo solar panorámico (1.423 euros), sistema de proyección de información Head-up Display (569 euros), suspensión deportiva M (387 euros), suspensión adaptativa (569 euros), navegador (desde 1.309 euros), volante de cuero M (136 euros), tercera fila de asientos (899 euros), asiento del acompañante abatible (216 euros), enganche de remolque (911 euros), red de separación del maletero (216 euros), portabicicletas trasero (239 euros) y mesitas de tipo avión (284 euros). 

Otras noticias de BMW en Motor1.com:

BMW 220d Gran Tourer 7 plazas

Motor Diésel, 4 cilindros en línea, turboalimentado, 1.995 cm3
Potencia 190 CV a 4.000 rpm / 400 Nm entre 1.750 y 2.500 rpm
Caja de cambios Automática con convertidor de par Steptronic, 8 velocidades
0-100 km/h 7,8 s
Velocidad máxima 220 km/h
Consumo 4,4 l/100 km
Tracción Delantera
Peso en vacío 1.420 kg
Número de asientos 7
Capacidad del maletero 560 l
Precio base 38.150 euros

Prueba BMW 220d Gran Tourer Luxury