Tras renovar el Q8 y el SQ8 el pasado otoño, Audi completa ahora la gama actualizando el RS Q8. El descomunal SUV se presenta con una nueva versión Performance que se hace eco de otros coches de Ingolstadt con el apellido RS, que han recibido una variante más potente. Tras modelos de gasolina con mucha 'pegada' como los RS 4, RS 5, RS 6 y RS 7 Performance, llega el más potente de todos.

El RS Q8 Performance se dispara a lo más alto de la tabla de potencia para un modelo de gasolina puro de Audi. Con unos monstruosos 640 CV, supera incluso al añorado R8 con su motor V10 atmosférico.

El último SUV deportivo de Audi equipa un bloque V8, con 4 litros y doble turbo, que genera un par motor de 850 Nm. Suficiente potencia y par motor para acelerar hasta 100 km/h en sólo 3,6 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 305 km/h.

Esta inyección de potencia ha ayudado a Audi a rebajar en casi seis segundos el tiempo por vuelta en Nürburgring del antiguo RS Q8. Al mismo tiempo, el nuevo Performance se convierte en el SUV de producción más rápido en el 'Infierno Verde'. El piloto de carreras y desarrollo Frank Stippler completó una vuelta al Nordschleife en 7 minutos y 36,69 segundos, para destronar el crono del Porsche Cayenne Turbo GT (7'38"92), mejorando el récord en más de dos segundos.

El mismo piloto también ayudó recientemente a Audi a ganar el título honorífico al coche compacto de producción más rápido en el famoso circuito alemán con el próximo Audi RS 3 Sedán 2025.

El fabricante alemán seguirá vendiendo un RS Q8 normal con el motor V8 rebajado a 600  CV, es decir, 40 caballos menos que el modelo Performance. Si nos ceñimos al modelo 'básico', también pierde par motor, para conformarse con 800 Nm.

Eso no quiere decir que el RS Q8 normal sea 'perezoso', ya que anuncia un 0 a 100 km/h en 3,8 segundos, sólo dos décimas de segundo más lento que la variante Performance. La velocidad máxima está limitada electrónicamente a 250 km/h, pero el limitador puede 'desconectarse' opcionalmente hasta los 305 km/h.

Este particular dúo dinámico hereda los cambios de diseño que vimos el año pasado en el Q8 y el SQ8, pero hay una parrilla de panal de abeja diferente. El patrón se extiende a las tomas de aire agrandadas para dar a los modelos RS un aspecto más agresivo.

Siguiendo la línea de los vehículos más deportivos de Audi, en la parte trasera se han incluido unas colas de escape ovaladas. A este respecto, el modelo Performance dispone de un sistema de escape más ligero, de nuevo desarrollo, con una banda sonora más grave. Un sistema de escape deportivo RS opcional aporta una sonoridad todavía mayor.

El RS Q8 tiene un aspecto elegante con ópticas LED matriciales y luces de carretera láser, mientras que los pilotos OLED presentan cinco firmas luminosas personalizables. Si te sientes osado, Audi ofrece llantas de 23 pulgadas en color oro mate con neumáticos 295/35. Los frenos cerámicos están disponibles con un coste adicional y vienen con discos de 440 mm delante y 370 mm detrás.

También se ofrece una llamativa pintura Sakhir Gold, junto con los recién añadidos Ascari Blue y Chili Red. En cualquier caso, no olvides que el Grupo VW también dispone del Lamborghini Urus, más caro, si buscas un SUV de altas prestaciones aún más exclusivo.

Estos nuevos Q8 deportivos incluyen asientos deportivos perforados con costuras de panal de abeja. Audi envuelve el volante en Alcantara y utiliza microfibra de botellas recicladas para el selector de marchas y otras zonas. Para un mayor confort, la suspensión neumática adaptativa es de serie y puede variar la altura de marcha en hasta 8,8 cm. También cuenta con estabilizadoras activas con función electromecánica para controlar el balanceo de la carrocería, así como dirección en las ruedas traseras.

Los precios parten de los 168.335 euros euros en nuestro país para el Audi RS Q8, donde la versión Performance se eleva hasta los 187.615 euros. También debes saber que los pedidos se abrirán el 27 de junio.

Galería: Audi RS Q8 (2025) y Audi RS Q8 performance (2025)