Desgraciadamente, Saab se despidió en el año 2016, después de que General Motors la vendiera al fabricante sueco de superdeportivos Spyker seis años antes. Tras varias idas y venidas en su capital, los nórdicos lanzaron una última generación del Saab 9-3 en 2014.

El vehículo del vídeo es algo más antiguo, ya que se remonta a la primera generación, vendida entre 1999 y 2003, pero se aprecia muy cuidado y con un gran poder bajó el capó. De hecho, este 9-3 posee más potencia que el modelo original.

Galería: Saab 9-3 en la Autobahn

El motor original era un bloque de cuatro cilindros y turboalimentado, con 2,0 litros de cilindrada, capaz de entregar 204 CV de potencia a las ruedas delanteras. Ahora, AutoTopNL indica que el automóvil alcanza los 233 CV.

Saab 9-3 en la Autobahn

La grabación muestra los datos de velocidad que registra a tiempo real, y el Saab puede pasar de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos, nada mal para un vehículo con cerca de dos décadas de antigüedad.

El coche sueco también pudo hacer valer su aceleración de 100 a 200 km/h, dejando una marca de 20,42 segundos, aunque a partir de esa velocidad, los números aumentaban más lentamente.

No obstante, pudo alcanzar una velocidad punta de 210 km/h antes de que el conductor soltara el acelerador por el tráfico de la Autobahn germana, donde no hay límite en algunos tramos.

Saab 9-3 en la Autobahn

En el último intento, el Saab 9-3 subió la aguja del velocímetro hasta los 226 km/h, pero es muy posible que pudiera haber llegado a una cifra aún más alta si hubiera tenido el espacio suficiente para desatar toda su potencia.

Los datos que arrojó no son especialmente impresionantes, pero considerando que no es un superdeportivo y que han pasado cerca de veinte años desde que salió de la fábrica, son cifras más que respetables.

Fuente: canal de YouTube de AutoTopNL