La compañía pretende alcanzar una huella de carbono cero en 2050.

Durante los últimos años, son muchos los fabricantes de automóviles que han anunciado su intención de dejar de vender coches con motores de combustión en un futuro cercano, poniendo la mayoría el punto de mira en la próxima década. La última en anunciar algo similar ha sido Honda.

La compañía japonesa ha anunciado en la conferencia inaugural de su nuevo CEO, Toshihiro Mibe, que se ha propuesto el objetivo de comercializar únicamente coches eléctricos para 2040, es decir, una década más tarde que otras marcas como Ford Volvo, por ejemplo.

Galería: Honda e 2020

En principio, los planes de la compañía son diferentes para cada región, como Norteamérica, China, Japón o Europa, y suponemos que la marca hará mayores esfuerzos por 'pasarse' a lo eléctrico en aquellos mercados más restrictivos, como los de la Unión Europea.

Recientemente hemos sabido también que Honda ha acordado con el gigante americano General Motors el uso de las baterías Ultium, desarrolladas por GM, en dos futuros modelos eléctricos, previstos para el año 2024. Uno sería Honda y el otro se vendería bajo la marca Acura

Honda SUV E:Prototype
Honda SUV E:Prototype

Actualmente, la gama europea de Honda cuenta únicamente con una propuesta eléctrica, el interesante Honda e, aunque hay un nuevo SUV eléctrico en camino y, además, el catálogo de la marca cuenta con diversas opciones híbridas que resultan realmente frugales.

El fabricante nipón también continúa el desarrollo de su tecnología de pila de combustible de hidrógeno, y la división de motocicletas ya trabaja en modelos eléctricos y en sistemas de baterías intercambiables, por ejemplo.

Honda Forza 125 2021
Honda Forza 125 2021

El objetivo más ambicioso de Honda es convertirse en una compañía con una huella de carbono cero para el año 2050, y no hablamos únicamente de sus productos (automóviles, motos, jets...), sino de eliminar las emisiones de carbono a todos los niveles, incluidos los procesos de fabricación. Y para esto, precisamente, podría ser clave el hidrógeno.

En cualquier caso, son muchos años, así que habrá que ver cómo evoluciona este plan de Honda, en el que la marca pretende invertir al menos 38.000 millones de euros durante los próximos seis años.