Obra de la compañía Traxxas, el todoterreno incluso tiene reductora.

Si nos ponemos a pensar en los coches más peculiares y alocados que ha fabricado Mercedes-Benz, seguro que el G 63 6x6 nos vendría a la mente. Salvo algunos multimillonarios, el resto de los 'mortales' jamás tendremos la posibilidad de hacernos con un ejemplar de segunda mano, pero la compañía Traxxas ofrece una interesante solución a este problema.

Nos referimos al coche de radiocontrol TRX-6, basado en el todoterreno alemán. Un juguete realmente especial, si vemos de lo que es capaz en el vídeo adjunto. Como puedes comprobar, el modelo a escala puede hacer lo mismo que el auténtico, en dificultades de menores dimensiones.  

No en vano, dispone de reductora y hasta de bloqueo de los diferenciales por control remoto. Con estos argumentos, no nos extraña que pueda subir pequeñas dunas y superar pasos rocosos, con una motricidad excelsa.

Traxxas asegura que el TRX-6 ofrece un ángulo de ataque de 60 grados y uno de salida de 55. Además, la distancia libre al suelo alcanza los 8,0 centímetros. Desde luego, los niños (y los adultos) se lo van a pasar en grande buscando los límites de este coche. 

Galería: Traxxas TRX-6 Mercedes-AMG G 63 6x6

Por si fuera poco, el coche dispone de los programas Sport, Race, Training, Trail y Crawl, con el fin de optimizar las prestaciones y la tracción, según el tipo de terreno por el que se transite. Asimismo, es sumergible y cuenta con iluminación de tipo LED.  

La web de Traxxas indica que el precio del TRX-6 asciende a 630 dólares, 572 euros al cambio. Quizás, los Reyes Magos ya están apuntando posibles regalos para la próxima Navidad, así que deberías informar a tu pareja y ser muy bueno el resto del año... 

Fuente: Traxxas