A veces, tener tracción total es mucho más que cuatro ruedas motrices.

Los todoterrenos con configuración 6x6 han ganado terreno en los últimos años, con creaciones de todo tipo. Tal vez, el máximo exponente de esta tendencia sea el Mercedes-AMG G63 6x6, aunque también hay automóviles que son una exageración como el Hennessey VelociRaptor 6x6 y otros más humildes, como el Suzuki Jimny pick-up.

En cualquier caso, de cara a superar obstáculos, seis ruedas son mejor que cuatro, de ahí que el Lada Niva 6x6 que te traemos resulte un automóvil bastante interesante. Antes de continuar, te diremos que este artefacto todavía no está terminado, pero parece que va por buen camino. 

Lada Niva 6x6: atento a la suspensión

Si, habitualmente, conduces un SUV y un buen día, fuera del asfalto, te cruzas con un humilde Lada Niva, lo mejor será que no intentes seguirlo. Y mucho menos si tiene seis ruedas. Aunque como puedes ver en el vídeo que ilustra esta noticia, el esquema mecánico de este 'invento' es muy simple: dos ejes conectados entre sí por una barra, con unas ballestas como elemento elástico. 

Es una configuración bastante rudimentaria, pero combinar seis ruedas motrices con una reductora, puede tener como resultado una capacidad de tracción fuera de lo común. Y decimos puede tener, porque el sistema de tracción todavía no está terminado. 

Como imaginarás, llevar la fuerza del motor hasta los dos ejes traseros es todo un rompecabezas. Sin embargo, los responsables de Garaje 54 creen tener la solución: un eje de transmisión que conecte los dos diferenciales traseros. ¿Funcionará? Lo podremos ver, próximamente, en su canal de YouTube.

Mientras tanto, los primeros test sobre asfalto (y fuera de él) muestran que la suspensión es estable en carretera y que se defiende sin problemas fuera de ella. De hecho, este peculiar eje trasero tiene un funcionamiento mejor del que cabría imaginar a simple vista.