El marido de Kim Kardashian tiene un gusto estético algo peculiar...

El hecho de que Lamborghini posea un SUV parece un contrasentido absoluto, pero lo cierto es que el Urus transmite unas sensaciones dinámicas únicas, tal y como te contamos en la toma de contacto del coche. Además, estéticamente, su atractivo resulta innegable... excepto que lo personalices con un gusto, digamos, poco convencional. 

Es el caso del ejemplar del rapero Kanye West que, para más señas, es el marido de la empresaria Kim Kardashian. El famoso cantante recogió su Urus en Los Ángeles y, como puedes comprobar, no pasará desapercibido allá donde vaya.

No en vano, bajo mi criterio, el todocamino transalpino luce un color crema bastante desafortunado y unas llantas nada atractivas que, además, parecen unas enormes paelleras. En el habitáculo, cobran protagonismo diversas inserciones de color azul, tanto en los asientos como en el salpicadero, algo más acordes al carácter deportivo del vehículo. 

El precio del Lamborghini Urus supera los 170.000 euros, pero no podemos adivinar cuánto le habrá costado a West esta horrible personalización. Nuestros compañeros de Motor1.com en Estados Unidos consideran que el rapero ha tenido que abonar cerca de 10.000 euros extra por los nuevos componentes.   

En esta web, te hemos mostrado otras preparaciones del Urus mucho más interesantes, como la de TopCar y la de Manhart, que elevan la potencia del coche a una cifra superior a los 800 CV.

En cualquier caso, como los gustos son personales, dejemos que Kanye West disfrute con su nueva adquisición y presuma de ella... con alguien de sus mismos gustos estéticos.