El acabado deportivo de la firma alemana llega al SUV de siete plazas.

Los coches con estética deportiva siempre generan un mayor impacto visual, cualidad que agrada a muchos clientes de turismos... y de SUV. El Volkswagen Tiguan Allspace R-Line 2018 disfruta de ese toque extra de picante y demuestra que un todocamino con vocación familiar también puede desviar miradas.  

Disponible para las versiones Advance y Sport del modelo alemán, el acabado R-Line se caracteriza, principalmente, por las llantas de aleación de 19 pulgadas Sebring y tapizado interior del techo en color negro. Opcionalmente, el SUV de Volkswagen puede lucir llantas de 20 pulgadas Suzuka y asientos acabados en cuero Vienna R-Line. 

Esta línea deportiva no se queda en la 'fachada', sino que también supone cambios dinámicos. De serie, viene con un control dinámico de la conducción, que Volkswagen denomina Selector de Modos de Conducción y que permite variar el tacto de conducción del vehículo.

Además, a partir de la variante Sport, el Volkswagen Tiguan Allspace R-Line 2018 disfruta de un tren de rodaje deportivo, que reduce la altura libre de la carrocería al suelo, lo que le convierte en un modelo más preciso en tramos de curvas. Si estás interesado en él, debes apuntar el precio de salida en España: 36.350 euros, incluida la bonificación por financiación. 

Volkswagen Tiguan Allspace R-Line 2018, hasta 240 CV

Este modelo, de 4,70 metros de longitud, es 21,5 centímetros más largo que el Tiguan. De serie, en el mercado español dispone de siete plazas y, para facilitar el acceso a la tercera fila, se han instalado unas puertas traseras más amplias. El amplio maletero cuenta con un volumen que oscila entre los 671 y los 1.920 litros, al abatir los asientos traseros.  

La gama mecánica contempla opciones turboalimentadas de gasolina y ciclo diésel. Las primeras, pertenecientes a la familia TSI, se dividen en un bloque de 1,4 litros y 150 CV, y en otro de 2,0 litros, con dos niveles de potencia: 180 y 220 CV. En cuanto a las segundas, de la saga TDI, cubican 2,0 litros y entregan 150, 190 y 240 CV. Esta última variante disfruta de tecnología biturbo. 

En cuanto a las transmisiones, se dividen en una manual, de seis velocidades, y en la automática de doble embrague DSG, de siete. También hay disponibles variantes de tracción delantera e integral 4MOTION. El Volkswagen Tiguan Allspace R-Line 2018 contempla todas estas posibilidades, así que parece una opción muy recomendable, ¿no crees?     

Otras noticias relacionadas:

Volkswagen Tiguan Allspace 2017