BOSCH anunció en el reciente EICMA de Milán sus innovadores avances en sistemas de asistencia inteligentes, soluciones de conectividad y de propulsión eléctrica.

Sin duda alguna, BOSCH es la marca líder en lo que a sistemas electrónicos aplicados a la automoción se refiere. Y las motos son uno de los puntos fuertes de la firma germana. Como muestra, cabe destacar la amplia gama de innovaciones presentadas en Milán. Ahí van unas cuentas:

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

Comunicación entre motos y otros vehículos

Con este sistema, los automóviles que se encuentren dentro de un radio de varios cientos de metros intercambian información, con una frecuencia de hasta diez veces por segundo, sobre detalles tales como tipo de vehículo, velocidad, posición y dirección en que se desplazan.

Mucho antes de que los conductores detecten una moto, esta tecnología les informa de su proximidad, lo que les permite adoptar una estrategia adecuada de conducción. Está basada en un protocolo de comunicación similar al estándar público WLAN (ITS G5), como base para el intercambio de datos entre motos y coches.

Los tiempos de transmisión son de apenas milisegundos y los datos de los usuarios que se encuentran en ese momento en la carretera, pueden utilizarse para generar y transmitir información importante relacionada con la situación del tráfico.

Conectividad integrada

El grupo de conectividad integrado es un sistema integral de información y comunicación, que permite conectar, a través de Bluetooth, un smartphone a la moto.

El grupo de conectividad integrado entró en producción en 2017, en la BMW R 1200 GS. Trabajando en cooperación con BMW, se ha implementado una nueva función de navegación para los motoristas que la hace especialmente eficaz en áreas urbanas, mejorando la experiencia, el confort y la seguridad.

Además de la función de navegación, el grupo de conectividad integrado de BMW permite a los usuarios no solo recibir llamadas, sino también, hacerlas, accediendo fácilmente a su agenda de contactos y llamadas recientes.

Los usuarios pueden utilizar los controles instalados en el manillar de la moto, para acceder sin esfuerzo a la música guardada en el smartphone. La interfaz intuitiva del grupo de conectividad integrado y la tecnología innovadora hacen que sea fácil de leer en cualquier situación de iluminación.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

MySPIN, solución integrada para Smartphone y motos

La utilidad MySPIN permite a los usuarios transferir el contenido del smartphone a su moto o scooter. MySPIN entró en producción, por primera vez, en el vehículo de tres ruedas BRP’s Can-Am Spyder, en 2017, y en poco tiempo se extenderá a otros vehículos deportivos.

Las razones de los fabricantes para seleccionar MySPIN son la forma en que permite aprovechar la experiencia de las aplicaciones de terceros, su facilidad de uso y su capacidad para minimizar las distracciones, en comparación con otras soluciones existentes en el mercado.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

Unidad de conectividad

La unidad de conectividad es una solución optimizada que mejora la seguridad y la comodidad de los motoristas, diseñada especialmente para los mercados emergentes.

Si el motorista sufre un accidente, el dispositivo lo identifica automáticamente como tal y utiliza la aplicación de la unidad de conectividad para enviar un mensaje de SOS con información sobre la ubicación exacta del conductor a los contactos de emergencia almacenados en el smartphone.

Incluso, en situaciones en las que este se sienta inseguro, el control remoto situado en el manillar se puede usar para enviar un mensaje de emergencia con información sobre su posición a esos mismos contactos. Además, el sistema también protege a los vehículos contra el robo convirtiendo el smartphone como llave adicional.

Las funciones telefónicas también están disponibles, lo que permite al usuario responder o rechazar directamente las llamadas entrantes a través del control remoto del manillar. Cuando se viaja con amigos, la unidad de conectividad permite a los motoristas del grupo rastrear la ubicación del resto de miembros o la hora estimada de llegada. Gracias a la comunicación CAN, es posible que los fabricantes de motos implementen funciones adicionales de valor añadido tales como diagnosis remota.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

ABS para motos

Pioneros en este sistema, en el que llevan trabajando desde 1984, BOSCH no ha parado de innovar en la tecnología ABS para motos. Su diseño, más pequeño y ligero, junto con su rendimiento mejorado, aumenta la seguridad de conducción para los motoristas de todo el mundo.

Según un estudio de investigación de accidentes, realizado por BOSCH, alrededor de una cuarta parte de todos los accidentes de vehículos de dos ruedas en Alemania e India podrían haberse evitado con el ABS. En todo el mundo, un número cada vez mayor de países, como la Unión Europea, Japón, Taiwán y Brasil, exigen ya, o lo van a hacer próximamente, la incorporación obligatoria del ABS para motos.

A mediados de 2018, el ABS será obligatorio en la India para todos los tipos de vehículos de nueva matriculación con una cilindrada superior a 125 cm3. Esta legislación india posiblemente influya en otros mercados emergentes, como Indonesia y Tailandia, donde los pequeños vehículos de dos ruedas también son el medio de transporte más importante.

El ABS 10, el más pequeño y liviano de BOSCH, está diseñado específicamente para cumplir con los requisitos de los vehículos de dos ruedas en mercados en crecimiento, como India, Indonesia y Tailandia.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

Control de estabilidad para motos (MSC):

El control de estabilidad para motos MSC es el primer sistema de seguridad del mundo “todo en uno”, concebido para vehículos de dos ruedas. Al monitorizar parámetros específicos de las motos, como el ángulo de inclinación, puede ajustar instantáneamente sus intervenciones en el sistema de frenado electrónico y de aceleración para adaptarse al estado de conducción actual.

El sistema BOSCH puede evitar que las motos se tumben o enderecen por sí mismas al frenar en curvas, que es precisamente una de las causas de los accidentes.

El nuevo sensor 6D de BOSCH, que ofrece un gran rendimiento y robustez, comenzará a producirse en 2018 y se integrará en el sistema MSC en un futuro próximo. Esta unidad de sensor ofrece el diseño más pequeño y ligero del mercado. Capaz de manejar cualquier orientación del sensor en el vehículo, mejora significativamente la flexibilidad de montaje.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

Funciones de valor añadido junto al ABS y el MSC

BOSCH está utilizando sus sistemas ABS y MSC para motos como base para implementar funciones de valor añadido que se programan en las unidades centrales del ABS y del MSC por medio de algoritmos inteligentes.

El último ejemplo de una función de valor añadido para motocicletas de BOSCH es su control de ángulo de deslizamiento lateral, que mejora el rendimiento del control dinámico del vehículo en todas las situaciones de conducción.

Mediante el análisis de datos clave, como el ángulo de inclinación, el ángulo de deslizamiento lateral del vehículo y la desaceleración, el sistema ajusta la presión de frenado para aumentar la estabilidad del vehículo y el rendimiento de la frenada.

Un control de deslizamiento dinámico, que utiliza la información del ángulo de deslizamiento lateral del vehículo, se utiliza para permitir un pequeño movimiento de de la rueda trasera durante una frenada a fondo. La función está diseñada especialmente para su uso en los circuitos de carreras y entrará en producción en 2018 en la nueva Ducati Panigale V4.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

Sistemas de gestión del motor

Los sistemas electrónicos de gestión del motor son el elemento central de una tecnología eficiente y económica. Permiten que los vehículos de dos ruedas cumplan con las futuras normativas sobre emisiones, como la Euro5.

En combinación con la avanzada tecnología de sensores, los sistemas de gestión de motores son considerablemente más eficientes que los sistemas de carburación convencionales, y pueden reducir las emisiones de CO2 hasta en un 16 por ciento, dependiendo de cada situación.

La unidad de control es el componente principal de estos nuevos sistemas de gestión del motor. Este pequeño ordenador analiza todos los datos de los sensores del propulsor y ajusta parámetros tales como el encendido y la cantidad de combustible inyectado sobre la base de estos datos. BOSCH puede ofrecer soluciones optimizadas para toda la gama de vehículos, desde monocilíndricos y de bajo desplazamiento hasta motocicletas y modelos deportivos de alto rendimiento.

Bosch y sus soluciones para las motos del futuro

Sistemas de propulsión eléctricos

BOSCH, dependiendo de las necesidades del fabricante, tiene disponibles dos versiones de propulsor: un sistema para el rango de potencia de hasta 3 kW y un sistema de transmisión central para potencias entre 4 y 20 kW.

El motor, la unidad de control, la batería, el cargador, la pantalla, la unidad de conectividad y la app correspondiente están perfectamente armonizados para permitir la electrificación de vehículos eléctricos ligeros de dos, tres y cuatro ruedas. Dos ejemplos de vehículos de dos ruedas que están electrificados con propulsores de BOSCH son el Aima eScooter, con sistema integrado, y la moto deportiva Elmoto HR-8, con sistema de transmisión central. 

Más información sobre motos en Motor1.com:

 

Galería: Bosch y sus soluciones para las motos del futuro