Visualmente, resulta más espectacular que el X3 homónimo y los 510 CV son una gloria bendita.

¡Qué poco tiempo queda para conducir coches de altas prestaciones sin ningún apoyo eléctrico! No criticamos esta solución, pero los clientes más puros puede que vean extraño navegar a vela más de lo habitual (en el caso de los híbridos ligeros) o arrancar y desplazarse a baja y media velocidad en modo eléctrico, sin emitir ningún sonido (los híbridos enchufables). 

El BMW X4 M Competition 2021 es uno de esos casos en los que no tenemos que hablar de etiquetas de la DGT, ni de tiempos de carga, ni de maleteros algo reducidos... Aquí solo resaltan las prestaciones y el comportamiento, y estamos encantados de analizar estos puntos en la siguiente prueba.   

Galería: BMW X4 M Competition 2021, a prueba

Como bien sabrás, dentro de sus SUV de tamaño medio de altas prestaciones, BMW permite elegir entre los X3 y X4 M y M Competition, es decir, nada menos que cuatro alternativas. La que hoy nos ocupa es la más pasional en todo, tanto por imagen como por potencia. 

Así, el cliente que está pensando en desembolsar unos 120.000 euros, alrededor de 20 millones de las antiguas pesetas, suele querer un coche que resalte en el asfalto y de esas cuatro propuestas, nuestro protagonista resulta el claro ganador. 

BMW X4 M Competition 2021, a prueba

Estamos ante un todocamino de 4,75 metros de longitud, 1,92 de anchura y 1,61 de altura, de marcado corte coupé, que lógicamente pierde algo de espacio para la cabeza en las plazas traseras (solo se verán perjudicados los más altos) y de capacidad de maletero (525 litros frente a 550), respecto al X3 M. 

Seguro que quieres saber en qué se diferencian el X4 M y el X4 M Competition. Pues bien, además de los 30 CV extra, 510 CV frente a 480, el segundo ofrece el escape deportivo M Sport, llantas de aleación de 21 pulgadas y diversos componentes con acabado en negro brillante, como el marco de la parrilla. Asimismo, en el caso de adquirir el M Driver's Package, la velocidad máxima está autolimitada a 285 km/h (280 en el M 'a secas'). 

 

Una vez dada esta explicación, toca recordar de la prueba del X3 M todo lo que reúne este coche para aportar una dinámica de conducción realmente especial. El SUV disfruta de la tracción total M xDrive, que engloba los programas 4WD y 4WD Sport. Con el último, el porcentaje de par que se envía a las ruedas traseras es mayor. 

La suspensión es la adaptativa M e incluye amortiguadores regulables electrónicamente y los modos COMFORT, SPORT y SPORT+, que son los mismos disponibles para el motor y la dirección M Servotronic, que presenta asistencia y desmultiplicación variables. 

A todo esto, se suma el diferencial trasero activo M, que varía el reparto de fuerza entre las ruedas traseras. También es personalizable la transmisión automática con convertidor de par M Steptronic, con ocho velocidades y función Drivelogic, que permite tres tipos de gestión: cambios suaves, rápidos y fulgurantes. 

BMW X4 M Competition 2021, a prueba
BMW X4 M Competition 2021, a prueba
BMW X4 M Competition 2021, a prueba

También hay que hacer hincapié en el equipo de frenos, básico para detener a este vehículo con más de dos toneladas de peso. Para lograrlo, BMW recurre a enormes discos ventilados, los delanteros de 395 milímetros y los traseros de 370.

Otro de los puntos exclusivos del BMW X4 M Competition 2021 es que incluye refuerzos en el chasis, más una barra antitorsión de carbono en el vano motor. Además, los botones M1 y M2 del volante sirven para programar puestas a puntos personalizables. 

BMW X4 M Competition 2021, a prueba
BMW X4 M Competition 2021, a prueba

La mecánica cobra especial relevancia, pues es la que también emplean los flamantes BMW M3 y M4 Coupé Competition y eso solo significa que es una de las joyas de la casa bávara. Como bien sabrás, cubica 3,0 litros, dispone de seis cilindros en línea y cuenta con el apoyo de dos turbocompresores, lo que borra de un plumazo el efecto 'turbo lag'.

La potencia máxima, 510 CV, está disponible a 6.250 rpm y el par máximo, 600 Nm, es constante entre 2.600 y 5.950 vueltas. Huelga decir que este propulsor rinde de forma espectacular y genera un empuje asombroso en un 'peso pesado' como es este X4. De hecho, el coche acelera de 0 a 100 km/h en tan solo 4,1 segundos. 

Lógicamente, lo habitual es ver cifras de consumo de dos dígitos en el ordenador de a bordo, algo que no debería suponer ninguna sorpresa. La cifra media homologada, en ciclo WLTP, llega a 11,3 litros cada 100 kilómetros. 

BMW X4 M Competition 2021, a prueba
BMW X4 M Competition 2021, a prueba

Si te soy sincero, el tacto de este todocamino me ha sorprendido para bien. Esperaba un vehículo brutal a la hora de ganar velocidad, aunque con ciertos límites al afrontar curvas, pero tengo que cambiar mis suposiciones. 

Es más, incluso me ha resultado una sorpresa comprobar que en el modo SPORT+ de la suspensión, el X4 M Competition 2021 da muy poco margen al confort, lo que significa que este programa está pensado especialmente para trazados de velocidad. ¡BMW ha creado un SUV para circuitos!

BMW X4 M Competition 2021, a prueba
BMW X4 M Competition 2021, a prueba

Pero tranquilo, porque con la configuración COMFORT, los viajes supondrán un puro placer, aunque ya te adelanto que vas a tener que estar muy pendiente del velocímetro, porque en un suspiro te pueden quitar puntos del carné de conducir. 

Tal y como explicamos en el X3 M, el trabajo conjunto entre el motor, la transmisión y el chasis no puede ser estar más afinado, ya que no se producen tirones en los cambios de velocidad, ni pérdidas de motricidad en una conducción exigente. 

Las curvas de radio amplio no tienen secretos para este vehículo, que las supera a velocidades endiabladas, pero es que tampoco sufre en los giros lentos, donde el conductor no tiene que 'pegarse' con la dirección para que el morro apunte a la trayectoria más adecuada. 

En frenadas fuertes, la carrocería mantiene el tipo y no se hunde, aunque es verdad que se producen más inercias que en un turismo con menor altura libre al suelo. ¿Y el escape? El sonido grave inunda el habitáculo al practicar una conducción deportiva, como mandan los cánones.

En fin, los casi 120.000 euros que cuesta este vehículo están más que justificados si quieres un SUV especial que te permita 'tramear' o llevar a tu familia de viaje. ¿No necesitas tanto espacio y deseas una conducción aún más deportiva? Los M3 y M4 Competition ya están aquí...

BMW X4 M Competition

Motor Gasolina, 6 cilindros en línea, biturbo, 2.993 cm³
Potencia 510 CV a 6.250 rpm
Par máximo 600 Nm entre 2.600 y 5.950 rpm
Caja de cambios Automática con convertidor de par M Steptronic, 8 velocidades
0-100 km/h 4,1 s
Velocidad máxima 250 km/h (285 con el M Driver's Package)
Consumo 11,3 l/100 km
Tracción Integral M xDrive
Longitud 2.045 kg
Anchura 4,75 m
Altura 1,92 m
Peso en vacío 1,61 m
Número de asientos 5
Capacidad del maletero 525 l
Precio base 119.500 euros