El coche presenta un buen dinamismo, un amplio espacio, una elevada seguridad, unos acabados de calidad... y una eficiencia algo justa.

Entre los vehículos familiares más destacados del mercado, se encuentra el Ford Focus SportBreak 2019, la cuarta generación del modelo estadounidense, que se convierte en el protagonista de nuestra prueba de consumo real, entre Roma y Forlì. 

Aunque parece que los motores turbodiésel están de capa caída, sobre todo en los segmentos más económicos, nos parece interesante ver qué tal responde este coche con el propulsor de gasóleo 2.0 EcoBlue, de 150 CV, combinado con una transmisión automática con convertidor de par, de ocho velocidades. 

En cuanto al acabado, se trata de la variante de aspecto deportivo ST-Line. El resultado es un gasto medio de 4,55 litros cada 100 kilómetros (21,98 kilómetros por litro), que coloca al Focus en la mitad del pelotón, en lo que a eficiencia se refiere. En materia económica, el trayecto supuso un gasto de 18,62 euros. 

No destaca en la clasificación de consumo 

En nuestro ranking, el Ford Focus SportBreak 2.0 EcoBlue 150 CV, con sus 4,55 litros, se encuentra en el centro de la clasificación. Mejor que el modelo norteamericano lo hicieron el MINI Clubman One D (3,75 l/100 km), el Opel Insignia Sports Tourer 1.6 CDTI 136 CV (3,8 litros), el Toyota Auris Touring Sports 1.6 D-4D (3,9) y el Fiat Tipo SW 1.6 Multijet 120 CV DCT (3,95).

Muy cerca del Focus se encuentran el Volvo V60 D4 Geartronic (4,35 litros), el Volkswagen Passat Variant 2.0 TDI 150 CV DSG (4,37) y el Mercedes-Benz Clase E 220 d Estate (4,44). Por su parte, se clasificaron en peor posición el BMW 520d Touring (4,65), el Jaguar XF 2.2 D Sportbrake (5,00) y otros modelos analizados en años anteriores.   

Ford Focus 2018

Repleto de equipamiento opcional  

Nuestra unidad probada incluía acceso y arranque sin llave, paquete de estacionamiento, llantas de aleación de 18 pulgadas y pintura metalizada Gris Magnético. 

Me gustaron especialmente el tacto dinámico y el buen funcionamiento de todas las ayudas electrónicas a la conducción, además de la simplicidad del mando giratorio de la transmisión automática. Además, el motor es bastante silencioso y, con él, el coche gana velocidad rápidamente.  

Ford Focus 2018

Fuera de la ciudad da lo mejor

En las pruebas llevadas a cabo, el Ford Focus SportBreak 2019 logró medias interesantes. La única excepción fue en el tráfico de Roma, donde no pudo bajar de los 9,00 litros cada 100 kilómetros (11,1 km/l). Si bien, en el test de carretera, regresó a registros más apropiados, con un promedio de 6,2 litros. En uso mixto (urbano y interurbano), el consumo se estabilizó en 5,3 litros. 

En el test de conducción ecológica, logró un consumo medio de 3,5 litros, mientras que, en las peores condiciones, el ordenador de a bordo marcó 23,8. A modo de comparación, el VW T-Roc 1.6 TDI, el único automóvil que también ha hecho esta misma prueba, marcó 19,8 litros. Al final del test, después de más de 900 kilómetros, el gasto fue de 5,3 litros cada 100 kilómetros. 

Ford Focus 2018

Datos

Coche: Ford Focus ST-Line SportBreak 2.0 EcoBlue 150 CV, con cambio automatico
Precio base: 29.830 euros
Día de la prueba: 14/12/2018
Climatología: Lluvioso, 8°
Precio del carburante: 1,13 euros/l (Diésel)
Kilómetros del test: 987
Kilómetros totales al inicio del test: 1.063
Velocidad media en el trayecto Roma-Forlì: 81 km/h
Neumáticos: Pirelli Winter Sottozero 3 M+S - 235/40 R18 95V XL

Consumos

Media real: 4,55 l/100 km (21,98 km/l. Media entre ordenador y surtidor)
Ordenador de a bordo: 4,6 l/100 km
En el surtidor: 4,5 l/100 km

Datos económicos

Gasto real: 18,62 euros
Gasto mensual: 41,37 euros (800 km al mes)
Distancia con 20 euros: 386 km
Distancia con el depósito lleno: 1.033 km

Galería: Ford Focus 2018