Entre el amplio listado de SUV compactos de lujo, el representante japonés merece un puesto destacado.

Los clientes de marcas Premium buscan distinción y exclusividad, además de una clara diferenciación. Con los coches alemanes, las dos primeras virtudes se logran de forma intachable, pero la tercera, bajo mi punto de vista, ya no tanto. Por el contrario, el Infiniti QX30 2018, el SUV compacto de la firma de lujo de Nissan, sí cumple con esos tres propósitos. Te lo demostraremos en esta prueba.  

No desvelo ningún secreto al señalar que el todocamino japonés toma como base el Mercedes-Benz GLA (y, por extensión, el anterior Clase A). A partir de esos magníficos cimientos, Infiniti ha configurado un vehículo atractivo, con líneas afiladas y marcadas, que llama poderosamente la atención a su paso. Más aún, al tratarse de un modelo que no encontramos habitualmente en nuestro día a día. Precisamente ahí es donde se consigue la diferenciación que antes comentaba. Sin duda, el conductor va a recibir muchas miradas...

 

Infiniti QX30 2018, solo un motor y una transmisión

Enclavado en un nicho de mercado cada vez más importante, rivaliza directamente contra el propio GLA, el Audi Q3 y los BMW X1 y X2. A la 'fiesta' también se suman los recientes Jaguar E-TYPE y Volvo XC40, elegido Coche del Año en Europa 2018. Sus cotas exteriores son bastante parecidas a las de sus contrincantes: 4,42 metros de longitud, 1,81 de anchura y 1,51 metros de altura, con una batalla cifrada en 2,70 metros. 

El cliente lo tiene muy fácil a la hora de elegir versión, ya que el Infiniti QX30 2018 solo se comercializa con el motor de ciclo diésel 2.2d, biturbo, con 2,2 litros de cilindrada y 170 CV de potencia. Por supuesto, es de origen Mercedes-Benz, al igual que la única transmisión disponible, la automática de doble embrague 7DCT, con siete velocidades. Igualmente, el todocamino está disponible, sí o sí, con el sistema de tracción total AWD, gestionado mediante un embrague multidisco.

Por tanto, los interesados solo deben elegir entre dos acabados muy completos: Premium y Premium Tech. Desde luego, la combinación disponible es elogiable, aunque sí que nos gustaría que hubiese algún que otro propulsor y la opción de un cambio manual, destinado a los más puristas. 

En la parte práctica, hay que señalar que, por espacio disponible, cuatro adultos de talla media pueden acomodarse perfectamente en el habitáculo. Como suele ser habitual, la plaza central es más estrecha, así que no está pensada para largos desplazamientos. Por su parte, el maletero cubica 430 litros, si sumamos la capacidad del doble fondo, y 368, sin ella. Nos parece una cifra que, sin estar entre las mejores del segmento, resulta razonable. 

Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD
Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD

Tacto de un compacto

Al volante, el conductor dispondrá de muchos mandos heredados del GLA. La alta calidad percibida y el moderno diseño están a la altura de un vehículo pensado para clientes exigentes. Como la superficie acristalada no es muy amplia, sobre todo en la parte trasera, la sensación que uno encuentra es la de estar dentro de un compacto deportivo... pero con mucho más espacio. Todo un acierto, para mi gusto. 

Desde los primeros kilómetros, se puede apreciar claramente que el coche ofrece una mayor firmeza que el compacto Q30. La puesta a punto de las suspensiones se ha endurecido, sin que suponga una merma notable en el confort de marcha. Si sumamos un gran tacto de la dirección, la ecuación resultante es un SUV que puede sacar los colores a más de un compacto convencional en zonas reviradas. 

Por supuesto, el aplomo a velocidades de crucero es intachable, al igual que el aislamiento sonoro del interior. En este punto, hay que destacar el sistema Active Noise Cancellation, que emite una señal sonora, imperceptible, a través de los altavoces, para eliminar los ruidos parásitos: aerodinámicos y de rodadura.  

Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD
Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD
Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD

Rápido y poco 'gastón'

Si el tacto de conducción es magnífico, no lo es menos el dúo formado por el motor y la transmisión. Con esta pareja, se combinan buenas prestaciones y consumos ajustados; es decir, lo que la mayoría de clientes busca y necesita. El Infiniti QX30 2018 firma 215 km/h y una aceleración de 0 a 100 en 8,5 segundos. Todo, con un consumo mixto de 4,9 litros cada 100 kilómetros, que no se va más allá de los 6,5 litros en conducción 'real'. 

Gracias a su notable cilindrada, la mecánica se muestra poderosa desde muy bajas revoluciones, por lo que tiene un amplio rango de utilización. Por su parte, la transmisión suma eficacia y suavidad a partes iguales, tanto en subidas como en bajadas de velocidad, e incluso en conducción deportiva.  

Además, conviene citar los 20,2 centímetros de altura libre al suelo que dispone el vehículo. Sumados a la tracción total, permiten al vehículo transitar perfectamente por caminos y pistas en buen estado. Eso sí, cuidado con las llantas de aleación de 18 pulgadas. Aunque el perfil de los neumáticos, 50 milímetros, no es muy reducido, conviene evitar los agujeros y piedras que nos encontremos.  

Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD
Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD
Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD

En definitiva, el Infiniti QX30 2018 es uno de esos coches que premia a aquellos que indagan más de lo habitual, a la hora de buscar un SUV compacto Premium. La versión tope de gama cuesta 44.500 euros, mientras que la dotada del acabado Premium se queda en 33.900 euros. Si estás buscando un coche así, apúntalo en tu lista...

Equipamiento de serie: Dirección con asistencia variable, sistema de tracción total AWD, cambio automático 7DCT, climatizador automático bizona, navegador InTouch con pantalla táctil de 7,0 pulgadas, modo de conducción ECO, barras longitudinales de techo cromadas, asistente de luz de carretera, faros adaptativos y pilotos con tecnología de tipo LED, doble salida de escape cromada, spoiler trasero, freno de mano electromecánico, control de velocidad de crucero, Bluetooth, cámara trasera de asistencia al aparcamiento, acceso y arranque sin llave, asientos traseros abatibles 60/40 y delanteros con regulación eléctrica.     

Opciones: Techo solar panorámico (614 euros), sistema de sonido Premium Bose (824 euros) y Safety Pack: sistemas de visión periférica, de aparcamiento asistido y de control del ángulo muerto, y control de velocidad de crucero adaptativo (2.094 euros). 

Otras noticias de Infiniti en Motor1.com:

Infiniti QX30 2.2d Premium Tech 7DCT AWD

Motor Diésel, 4 cilindros en línea, biturbo, 2.143 cm3
Potencia 170 CV entre 3.400 y 4.000 rpm / 350 Nm entre 1.400 y 3.400 rpm
Caja de cambios Automática de doble embrague 7DCT, 7 velocidades
0-100 km/h 8,5 s
Velocidad máxima 215 km/h
Consumo 4,9 l/100 km
Tracción Integral AWD
Peso en vacío 1.559 kg
Número de asientos 5
Capacidad del maletero 430 l
Precio base 44.500 euros

Galería: Prueba Infiniti QX30 2018 2.2d Premium Tech 7DCT AWD