Es tiempo de furgonetas camper y seguro que muchos potenciales clientes se están preguntando cuál sería ahora mismo la más barata del mercado. Una respuesta es que sería la Dacia Sandman 2024... si estuviera a la venta. 

Lamentablemente, este proyecto se queda en un mero vehículo digital, si bien nos encantaría que Dacia lo hiciera realidad. De hecho, tendría una lógica aplastante, ya que supondría una importante fuente de ingresos para la marca, pues este nicho de mercado no para de crecer desde la pandemia por COVID-19. 

Dacia Sandman moderna

¿Qué ofrecería este vehículo? El último lenguaje de diseño de la firma rumana, un aspecto ciertamente deportivo, una camperización básica y un precio muy bajo respecto a la competencia. 

En el apartado estético, sorprenden tantos elementos pasionales reunidos en un vehículo pensado para la naturaleza y las zonas de acampada. Por ejemplo, saltan a la vista la gran toma de aire del paragolpes delantero, las llantas de aleación bicolor, los faros y pilotos oscurecidos o los cristales tintados (que vienen bien para dormir y pasar tiempo en la cabina).

Ahora bien, tampoco faltan elementos camperos, como las protecciones de material plástico en la parte inferior de la carrocería. Es más, la Sandman 2024 se ha configurado con una generosa altura libre al suelo. Propio de una furgoneta, integra una puerta corredera y hay dos de apertura lateral en la parte trasera. 

Dacia Sandman moderna

Vayamos al interior, donde nos recibe una configuración moderna, conformada por una instrumentación digital y un monitor central en posición flotante, con navegador integrado para señalar nuestro destino. También hay un sistema multimedia que permite emparejar nuestro teléfono móvil y emplear las aplicaciones instaladas en él a través de la pantalla.

El volante presenta un diseño deportivo con tres radios (el inferior, en negro brillante) y el nuevo logotipo de Dacia. Como suele suceder en las furgonetas, está dispuesto con bastante inclinación para facilitar su manejo. Por suerte, hay diales giratorios para gobernar la climatización sin distracciones. 

Hablábamos antes de una camperización básica y lo cierto es que así debe ser, aunque no hay más imágenes que nos muestren la parte trasera de la cabina. En principio, sólo habría un espacio para colocar un par de sacos de dormir en una superficie plana. 

Eso significa que el resto (mesas, sillas, hornillo para cocina, menaje, inodoro químico, ducha exterior, depósitos de agua, iluminación interior...) correría a cuenta del cliente, que debería acudir a tiendas especializadas para equiparse como es debido ante un viaje camper.

Ahora bien, Dacia también podría comercializar el Pack Sleep (1.500 euros) que ofrece en el Jogger y en el nuevo Duster para que no se escape del concesionario esa inversión necesaria.

En cuanto a motores, ahora mismo Dacia dispone de una mecánica bifuel (gasolina y GLP) de 100 CV, varios bloques de gasolina TCe, algunos con hibridación ligera, de hasta 130 CV y un tren motriz híbrido de 140 CV. Cualquiera de ellos podría valer para esta furgoneta que, lógicamente, no persigue unas buenas prestaciones. A cambio, tendría la etiqueta Eco con cualquiera de estos propulsores. 

Por último, sólo queda hablar del hipotético precio de la Dacia Sandman 2024. ¿Te la imaginas a la venta por entre 20.000 y 25.000 euros? No tendríamos ninguna duda de que se vendería fenomenal y generaría muchas alegrías dentro de la marca rumana.