Especialmente durante los últimos años, que tan de moda se han puesto las autocaravanas y los modelos camperizados, hemos visto todo tipo de conversiones basadas en furgonetas, todoterrenos, camiones o incluso autobuses, como es el caso de la creación que hoy queremos enseñarte.

Publicada recientemente en el canal Tiny Home Tours de YouTube, este proyecto toma como base un antiguo autobús escolar Chevrolet del año 2011, pero se ha convertido en una verdadera vivienda para todo el año, con un interior que, desde luego, resulta espectacular, por diseño y por nivel de equipamiento.

El vehículo, que estaba a la venta pero ya se ha vendido, fue construido por Racey y Zack que, aunque ahora han convertido su destreza con este tipo de conversiones en un negocio, antes tenían otras ocupaciones. Zack, por ejemplo, era cocinero, y esa es la razón por la que la cocina de esta camper es impresionante. ¡Como las de casa!

Chevrolet School Bus Camper Conversion

Cuenta con encimeras de madera de nogal, sobre las que se asienta una cocina de propano con tres fuegos, con un horno integrado justo debajo. Además de diversos cajones, armarios y estanterías, también hay un grifo y un fregadero estrecho pero profundo. También hay, por cierto, una nevera/congelador de 75 litros de capacidad.

En total, hay más espacio de encimera que en muchos apartamentos. No falta tampoco un depósito de agua limpia de 80 litros, que alimenta el grifo, o una zona para comer justo enfrente de la cocina, que se puede convertir también en una segunda cama.

Y hablando de camas, la principal tiene tamaño 'queen', es decir, unos 2 metros de largo por 1,5 de ancho, y está ubicada justo en la parte trasera del vehículo, con armarios en la parte superior para guardar ropa u otros enseres. La cama está en una posición elevada puesto que deja espacio para un almacén, al que se accede por la puerta trasera del autobús.

 

Precisamente en este almacén o trastero encontramos todos los sistemas de climatización y electricidad del vehículo. En el techo, por su parte, hay una instalación de paneles solares de 400 vatios, y toda la energía que genera se almacena en una batería de 200 Ah. 

El diseño interior resulta bastante interesante, con mucha madera, elementos de cobre, una ventana y claraboya de techo para dejar pasar luz natural al habitáculo o unas cortinas específicas para las ventanas. Lo único que falta en esta creación es un baño, aunque hay una ducha exterior.

Por lo demás, el modelo Chevrolet conserva el motor V8 diésel de serie, con fuerza suficiente para mover el vehículo sin problemas, así como la puerta delantera de doble hoja, estilo autobús, entre otras cosas.