No sabemos qué pudo suceder, pero la compañía de seguros estará tiritando.

El par instantáneo de un vehículo eléctrico puede ser tanto una bendición como un problema. Que se lo digan al conductor del Porsche Taycan protagonista de este artículo, que acabó sufriendo un accidente tan tonto como serio.

En el vídeo adjunto, podemos ver un tranquilo vecindario en algún lugar de Reino Unido, a juzgar por la tipología de las casas y porque el gran turismo eléctrico tiene el volante a la derecha. A continuación, aparece el modelo germano, cuyo dueño afronta la rampa antes de empezar a estacionar. 

Tras detenerse durante unos segundos, el coche acelera sin control, golpeando dos coches y cayendo por un pequeño muro. ¡Menudo susto se tuvo que llevar el ocupante del automóvil!

 

¿Qué pudo pasar? Quizás el conductor se equivocó y pisó el pedal del acelerador en lugar del freno, con lo que el desastre estaba servido. A lo mejor, dicho conductor sufrió un percance de salud y el vehículo quedó sin ningún tipo de control. 

Independientemente de la causa, a la compañía de seguros ciertamente le va a hacer mucha 'pupa' este incidente, pues va a tener que pagar la reparación a los dueños de los dos vehículos estacionados: un SUV (parece un Jeep Compass, pero no estamos seguros) y un BMW Serie 1 de la anterior generación, además de los daños del propio Taycan (entendemos que está a todo riesgo). 

En cualquier caso, esperamos que el conductor accidentado se encuentre bien y que esto haya sido solo un costoso error de confusión en el pedal, más que un grave problema de salud. Por supuesto, confiamos en que el incidente no le haya acarreado ningún golpe grave en su cuerpo. 

Galería: Porsche Taycan Turbo S 2020 primera prueba

Si sabes qué paso y dónde, ejerce de periodista y háznoslo saber a través de nuestras redes sociales. Nos encantaría saber la explicación de este episodio tan rocambolesco y desafortunado. 

Hablando de par máximo, el Porsche Taycan ofrece 640, 850 y 1.050 Nm de forma instantánea en las versiones 4S, Turbo y Turbo S, respectivamente. Por lo tanto, no nos extraña que el empuje de este coche sea brutal desde parado. En España, los precios del gran turismo eléctrico oscilan entre los 109.063 y los 190.254 euros.