La nueva 'peli' de James Bond está al caer...

El próximo mes de noviembre se estrenará 'Sin tiempo para morir', la última película de James Bond, en la que cuatro modelos de Aston Martin entrarán en acción, incluidos el mítico DB5 y el Valhalla, el futuro superdeportivo híbrido enchufable del fabricante británico. 

Como anticipo perfecto de este esperado film, la marca inglesa acaba de presentar y poner a la venta la serie especial 007 Edition para los Vantage y DBS Superleggera. Estos modelos especiales han sido obra del departamento Q de la casa, especializado en la personalización de vehículos. 

Galería: Aston Martin 007 Edition, serie especial

Este acabado está inspirado en el Aston Martin V8 original, que debutó en la película 'Alta tensión' de 1987, también protagonizada por el espía más famoso del mundo. Para la ocasión, ambos modelos lucen una parrilla con reborde cromado. 

Siguiendo con los puntos en común, debemos nombrar la pintura gris y el interior con cuero negro y tonalidad oscura. Se han instalado inserciones de fibra de carbono, como el techo, las cubiertas de los retrovisores, el splitter y el difusor.

En el caso del Vantage, aparecen unas líneas amarillas quebradas por la parte inferior de la carrocería y puede incorporar opcionalmente un portaesquís.  

En cuanto al DBS Superleggera, las llantas de aleación son negras, miden 21 pulgadas y lucen radios en forma de 'Y'. En el habitáculo, resaltan varias inserciones de color rojo, así como una placa en la puerta con el número del ejemplar.   

No faltan el logotipo 007, así como diversos guiños a varias películas de James Bond. Por ejemplo, en la consola central aparece un panel con los mandos desde los cuales se activaban todo tipo de 'gadgets' para escapar de los perseguidores. 

Aston Martin Vantage 007 Edition

En el apartado comercial, cabe señalar que la producción está limitada a 25 unidades del DBS Superleggera y a 75 del Vantage para todo el mundo. Los motores no han experimentado cambios, por lo que continúan el bloque V12 biturbo, de 5,2 litros y 725 CV, así como la mecánica 4.0 V8, también con dos turbocompresores, de 510 CV, respectivamente.  

El Aston Martin Vantage 007 Edition cuesta a partir de 161.000 libras (178.000 euros), mientras que por el DBS Superleggera 007 Edition piden 279.025 libras (alrededor de 308.000 euros). Ya se pueden formalizar los pedidos y las primeras entregas se producirán en el primer trimestre de 2021.