Aston Martin lleva nada menos que 74 años fabricando el Vantage. La actual generación de este gran turismo lleva a la venta desde 2018 y, tras seis años en el mercado, recibe una actualización muy destacada.

De acuerdo, técnicamente estamos ante un 'simple' restyling, pero los cambios son dignos y propios de una nueva generación, ciertamente. Mucha más potencia, un chasis con importantes modificaciones y diversas variaciones estéticas así lo corroboran. 

El resultado final es un coche mucho más deportivo que antes. Así, el motor V8 de 4,0 litros de origen Mercedes-AMG llega ahora hasta los 665 CV, frente a los 510 de su predecesor. Esta destacada mejora viene dada por importantes modificaciones técnicas, como los turbos más grandes y una relación de compresión modificada. 

2025 Aston Martin Vantage 27
2025 Aston Martin Vantage 16
2025 Aston Martin Vantage 14

De 0 a 100 en 3,5 segundos

Además, se han añadido tres nuevos intercambiadores de calor para gestionar la temperatura del refrigerante y del aire. El intercooler de aceite también es más grande. En total, 155 CV más que antes, que se dice pronto...

Este bloque continúa asociado al cambio automático de origen ZF, con convertidor de par y ocho velocidades, que envía la potencia a las ruedas traseras. Como aliado motriz, se encuentra un diferencial autoblocante posterior con control electrónico. 

Seguro que estás interesado en conocer las prestaciones del Vantage 2024. Pues bien, declara 3,5 segundos en el 0 a 100 y una punta de 325 km/h. Para ponerlo en perspectiva, el modelo actual se quedaba en 3,6 segundos y 314 km/h, que tampoco estaba nada mal. 

Galería: Aston Martin Vantage 2024

En el plano dinámico, el renovado deportivo británico estrena unos bajos revisados que, según Aston Martin, añaden rigidez torsional. También se ha reubicado uno de los travesaños delanteros principales, lo que mejora el tacto de la dirección. El puntal es también más ligero y rígido. 

La rigidez del chasis también se ha mejorado en la parte trasera y los nuevos amortiguadores adaptativos Bilstein DTX persiguen una mayor eficacia. Al respecto, la marca británica asegura que al volante hay diferencias tangibles entre la nueva y la antigua configuración.

Muchos cambios en el bastidor

La cosa no queda ahí, porque los distintos modos de gestión de la tracción del coche, el sistema Launch Control y la dirección asistida electrónica se han reajustado para "ofrecer un mayor compromiso con el conductor". 

Toda esta tecnología se complementa con un sistema de frenado compuesto por discos de acero delanteros de 400 mm con pinzas de seis pistones y traseros de 360 mm con pinzas de cuatro pistones. Opcionalmente, se puede montar un juego de frenos carbocerámicos, que reducen casi 27 kg de peso no suspendido.

Igualmente, cabe destacar que es más de 2,5 centímetros más ancho que el anterior Vantage, lo que habla bien de su mayor capacidad dinámica. Por supuesto, la mecánica continúa dispuesta en posición delantera. 

Las entregas del actualizado Vantage 2024 comenzarán en el segundo trimestre de 2024, y es probable que el precio se anuncie también por esas fechas. ¿Estará por encima de los 250.000 euros? ¿Alonso tendrá uno en su garaje? Interesantes preguntas todavía sin respuesta.