Todavía no se sabe qué vehículos continuarán en el catálogo para el Viejo Continente.

Todos los miembros de la alianza Renault-Nissan-Mitsubishi están aplicando recortes de gastos y no han dudado a la hora de bajar su producción. El objetivo es optimizar sus recursos y estar más presentes en aquellos mercados donde presentan buenas cuotas de venta. Esta política también atañe a la firma de los tres diamantes y, más concretamente, a su presencia en Europa. 

En nuestro territorio, el fabricante oriental puede presumir de sumar bastantes matriculaciones con el Outlander PHEV, a pesar de que la nueva generación del vehículo está a la vuelta de la esquina. 

Galería: Prueba Mitsubishi ASX 200 MPI CVT Kaiteki+ 4WD 2020

Por su parte, el veterano ASX y el Eclipse Cross se encuadran dentro de los SUV compactos, pero no terminan de despegar, en comparación con otros rivales japoneses. El pick-up L200 y el urbano Space Star son las otras dos propuestas de la marca en Europa.  

Según Takao Kato, director general de Mitsubishi Motors, el cambio de estrategia en el año fiscal 2017 condujo a un aumento del 30% en gastos, pero no trajo consigo beneficios. Por lo tanto, no hace falta ser un lince para darse cuenta de que la marca necesita un cambio de rumbo.  

"En las circunstancias actuales, hemos decidido cambiar la política de ventas en Europa", ha explicado Kato. "Small but beautiful", es decir, pequeña pero hermosa. Así va a ser la gama de Mitsubishi en el Viejo Continente, en un futuro próximo, según el directivo japonés.

De momento, no hay noticias oficiales sobre qué modelos desaparecerán y cuáles permanecerán en los concesionarios oficiales. No obstante, no habrá que esperar mucho, pues el 30 de junio se hará público ese plan a medio plazo, junto a los resultados financieros del trimestre. 

Galería: Mitsubishi Outlander 2020, render de Motor1.com

En principio, está asegurada la continuidad del Outlander PHEV, ya que, como explicamos antes, tiene una buena aceptación y el nuevo modelo debería afianzar ese interés comercial.

Lo que parece claro es que Mitsubishi pretende crecer en los mercados del Sudeste Asiático (ASEAN) y seguir siendo la marca referente, dentro de la alianza con Renault y Nissan, en tecnología híbrida enchufable. Seguiremos informando cuando tengamos novedades. 

Fuente: Automotive News Europe, vía Motor1.com Global