Según la primera información, este prototipo familiar y eléctrico puede contar con propulsión trasera o tracción total.

Caminando hacia un futuro horizonte eléctrico, la firma de Wolfsburgo sigue mostrando prototipos de vehículos libres de emisiones. En este caso, le llega el turno al Volkswagen ID. Space Vizzion Concept, un modelo con carrocería familiar, primicia en el salón de Los Ángeles.

Sin duda, se trata de un elegante 'wagon', con una estilizada carrocería, que anuncia un coeficiente aerodinámico (Cx) de 0,24. Además, gracias a una batería de 82 kWh de capacidad, permite homologar una autonomía 100% eléctrica de unos 560 kilómetros, en ciclo WLTP.

Galería: Volkswagen ID. Space Vizzion

Al igual que todos los concept cars y coches eléctricos de producción que Volkswagen ha presentado en los últimos tiempos, el ID. Space Vizzion Concept se ensambla sobre la plataforma modular MEB.

Desde el punto de vista mecánico, incluye un motor eléctrico de 275 CV, ubicado en la parte trasera, que se encarga de mover las ruedas de dicho eje. Eso sí, de cara al futuro modelo de producción, el fabricante habla de la posibilidad de incluir una segunda unidad motriz, en el eje delantero, para garantizar la tracción total y una potencia máxima conjunta de 355 CV.

En el caso de esta versión, podría acelerar de 0 a 96 km/h (0-60 mph) en 5,0 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 175 km/h. Desde luego, son datos bastante buenos, aunque sin perder de vista el hecho de que estemos hablando de un ejercicio de estilo.

Desde el punto de vista del diseño, el Space Vizzion sigue la líneas de las últimas novedades eléctricas de la marca, prescindiendo de la clásica parrilla, en favor de unas curiosas aperturas en la parte baja del paragolpes. Por supuesto, tampoco faltan los faros con tecnología de tipo LED y función matricial, unas luces de conducción diurna que recorren todo el frontal y el logo de VW iluminado.

Volkswagen ID. Space Vizzion

Otro detalle llamativo es el hecho de que prescinda de los tiradores de las puertas, en favor de un 'ritual' de acceso mucho más avanzado. Así las cosas, cuando el conductor o los pasajeros se acercan al coche, se iluminan ciertas superficies de la carrocería y, al tocar sobre ellas, la puerta se abre. Algo parecido sucede con el portón del maletero, que también cuenta con apertura y cierre eléctricos.

Por dentro, el Space Vizzion cuenta con una pantalla delante del conductor, que hace las funciones de instrumentación, y otra gigantesca, de 15,6 pulgadas, en el centro de la consola, para dar soporte al sistema multimedia. Respecto a la tapicería, se emplea el material conocido como Apple Skin, procedente de una mezcla de residuos reciclados de manzana y un 20% de poliuretano.

Para finalizar, es cierto que no podemos confirmar que el prototipo vaya a llegar a la línea de montaje tal cual, pero sí, que Volkswagen tiene claro que el ID. Space Vizzion es el avance un futuro modelo de producción, que se comercializará en Europa y Estados Unidos. Esperaremos acontecimientos...