Con sus 5,08 metros de largo, nace para competir con los Audi A7 Sportback, Mercedes-AMG GT Coupé 4 Puertas y Porsche Panamera.

Habitualmente, los coupés suelen presumir de un encanto único, gracias a la elegancia de la carrocería y a su deportividad intrínseca. Sin embargo, suelen tener un problema importante: acceder a las plazas traseras (si es que son utilizables) requiere de ciertos ejercicios de contorsionismo. 

¿Solución? Modelos como la última novedad que nos llega desde Múnich, el BMW Serie 8 Gran Coupé 2019, rival natural de referentes de la categoría como los Audi A7 Sportback, Mercedes-AMG GT Coupé 4 Puertas y Porsche Panamera

Galería: BMW Serie 8 Gran Coupé 2019

Para ello, crece en altura (20 centímetros) y en longitud (23 centímetros), para alcanzar los 5,08 metros de largo. De este modo, en el habitáculo se respeta un aire de primera clase... y el peso crece en 70 kilos

BMW Serie 8 Gran Coupé 2019: por dentro, 4+1

En la parte trasera, el nuevo modelo se diferencia bastante de su hermano de dos puertas. De hecho, cuenta con dos asientos prácticamente individuales, similares a los delanteros, y una quinta plaza para un pasajero al que solo podríamos calificarlo como 'resignado'. De hecho, podríamos decir que su banqueta es algo así como una prolongación de la consola central.

Aumentar la longitud y la distancia entre ejes también se traduce en más espacio para el equipaje: 410 litros. No es un valor de récord, es cierto, si hablamos de un modelo de sus dimensiones, pero tampoco está del todo mal. Además, si se desea, los respaldos pueden abatirse, en proporción 40/20/40, ofreciendo una gran superficie de carga. 

Por su parte, en la zona delantera nada cambia respecto a sus hermanos Coupé y Cabrio: la configuración de doble pantalla, el botón de arranque, el mando de control con superficie táctil...

BMW Serie 8 Gran Coupé 2019

En la parte mecánica, el BMW Serie 8 Gran Coupé 2019 mantiene el motor V8 biturbo de gasolina, con 530 CV para el 850i xDrive, y el 3.0 turbodiésel, con 320 CV de potencia, para el 840d xDrive.

Además, aparece una tercera variante, el 840i, con el bloque hexacilíndrico de gasolina, de 3,0 litros, que entrega 340 CV y puede asociarse a la propulsión trasera o la tracción total xDrive. Eso sí, en toda la gama, es obligatoria la adopción de la transmisión automática con convertidor de par Steptronic, de ocho relaciones. 

Con unos precios aún por anunciar, y a la espera de las futuribles versiones M8 (¿con 600 y 625 CV?), la fecha de lanzamiento del BMW Serie 8 Gran Coupé 2019 está prevista para el próximo mes de septiembre.