El Aston Martin Vantage 2018 es un modelo completamente nuevo, pero... ¿qué cambia respecto a su antecesor?

Apareció en 2006 y, en la última década, el Aston Martin Vantage ha sido el modelo más exitoso de la compañía británica. Y, ahora, su sucesor ya está aquí, dispuesto a consolidarse como el superdeportivo franquicia de la marca inglesa. Para ello, cuenta con un enfoque más radical y menos caballeroso, como puedes apreciar en esta comparativa.

Frente al modelo al que sustituye, este Aston Martin tiene una imagen más dinámica, un habitáculo con una mayor carga tecnológica y un novedoso propulsor 4.0 V8 biturbo, con 510 CV, de procedencia Mercedes-AMG... que el único disponible hasta la aparición de la variante V12. Dicho esto, ¿cuánto cambia respecto a su antecesor?

Aston Martin Vantage 2015
2018 Aston Martin Vantage

¿Cuánto cambia el frontal?

El frontal es uno de los puntos que más varía. Hay quien asegura que el nuevo Aston Martin Vantage 2018 se parece a una aspiradora, o a un Mazda MX-5, pero como ya te hemos contado, a nosotros nos gusta, y nos recuerda a un tiburón olisqueando el suelo para almorzar. En cualquier caso, puede que te encante o que lo odies, pero sin duda, la mirada del Vantage 2018 no te dejará indiferente. 

Ahora el capó es más alargado y los voladizos más cortos, pero lo más llamativo es una parrilla frontal considerablemente más amplia, que extiende hasta el splitter delantero. En cuanto a los grupos ópticos, parecen sacados directamente del Aston Martin DB10 de James Bond.

Aston Martin Vantage 2015
2018 Aston Martin Vantage

¿Cuánto cambia el perfil?

El lateral es donde podemos encontrar más similitudes entre las dos generaciones de estos superdeportivos. La silueta de ambos modelos es muy similar, aunque cabe destacar que en el nuevo Aston Martin Vantage 2018, las líneas resultan más contundentes, gracias a las tomas de aire laterales, unas estriberas muy marcadas o a unas aletas traseras ensanchadas.

En general, la parte trasera del coche recuerda mucho a la del Jaguar F-TYPE, al igual que los tiradores de las puertas, que emergen al acercarse al coche.  

Aston Martin Vantage 2015
2018 Aston Martin Vantage

¿Cuánto cambia la trasera?

Es uno de los puntos que sufre mayores modificaciones. Las luces traseras tradicionales en la marca, como las del Rapide y el DB9, se han abandonado en favor de una apariencia completamente nueva. Una tira de luces con tecnología de tipo LED, que se integra en el alerón trasero fijo, recorre la trasera de lado a lado. Por lo demás, llaman la atención las cuatro salidas de escape.

Aston Martin Vantage 2015
2018 Aston Martin Vantage

¿Qué cambia en el interior?

Si pensabas que el diseño exterior del nuevo Aston Martin Vantage 2018 había supuesto un cambio radical respecto a su antecesor, espera a ver el habitáculo. Por dentro, se han incorporado unos asientos de nueva factura, un volante achatado e inserciones en color de la carrocería en la consola central y las puertas. 

Otro de los elementos de diseño más destacados es el conjunto de botones que sirven para manejar la transmisión automática ZF, de ocho velocidades. Antes estaban en posición elevada y, ahora, se han reubicado en la parte baja de consola central. En cualquier caso, hay espacio suficiente para alojar la caja de cambios manual, de siete velocidades, que Aston Martin promete para más adelante. 

Por otro lado, además del motor y la caja de cambios, Mercedes-AMG también ha aportado gran parte de la tecnología del interior. De hecho, el nuevo Aston Martin Vantage 2018 'hereda' el sistema multimedia COMAND Online, de la marca alemana. 

Aston Martin, más información en Motor1.com:

Aston Martin Vantage 2018