El bicampeón del mundo de rallies, Carlos Sainz, realizó una demostración en las World Series de Renault, en 2006, a bordo del R25 con el que Fernando Alonso fue campeón.

Tras la llegada de Carlos Sainz a Renault para 2018, vuelve a la mente la otra ocasión en la que un Sainz se subió a un F1 de la marca del rombo. Fue durante el fin de semana de las World Series by Renault, en Barcelona, en 2006. El protagonista: el bicampeón del mundo de rallies, Carlos Sainz.

"Me ha quedado claro que, para competir en F1, hay que ser un atleta, pero me alegra haber disfrutado de una oportunidad única", declaró aquel 31 de octubre tras bajarse del monoplaza.

Carlos Sainz, Renault R25

El español ya había realizado un 'shakedown' en Silverstone, a comienzos de octubre de 2006, para familiarizarse con el R25, el coche con el que Fernando Alonso fue campeón del mundo de F1 en 2005.

Aquel fin de semana de finales de mes realizó varias pasadas en el Circuit de Barcelona-Catalunya, con motivo del fin de semana de las World Series by Renault. 

"La aceleración, la frenada, el agarre... todo es increíble en este coche", aseguró. "Había estado probando en Túnez para el Dakar, por lo que ir del desierto a un F1 ha sido un gran cambio. Son completamente diferentes, están a años luz".

"Ha sido una experiencia única, casi imposible de describir, y algo que nunca antes sentí. He pilotado un avión del ejército, una moto de 500cc... pero esto es algo más". 

Carlos Sainz, Renault R25

Más noticias sobre competición:

Fuente: Motorsport.com

Forma parte de algo grande

Carlos Sainz Renault F1 2006