Práctico, cómodo y bien dotado tecnológicamente, este vehículo tiene poco que envidiar a un monovolumen.

Los SUV han dejado muy en segundo plano a los monovolúmenes, que ya no son una opción preferencial para las familias. De hecho, algunas marcas han decidido sustituirlos por las versiones de pasajeros de sus nuevos vehículos comerciales.

En el caso de Citroën, el C4 SpaceTourer no va a desaparecer, al menos a corto plazo, pero queda complementado por el Berlingo 2018... y no sabría con cuál quedarme. Sí, porque este vehículo no tiene nada de 'low cost' y ostenta tantas cualidades como un buen turismo, a lo que hay que sumar un precio final bastante interesante. 

La gama está compuesta por dos carrocerías: Talla M, de 4,40 metros de longitud, y Talla XL, de 4,75; así como por tres acabados: Live, Feel y Shine. En esta guía de compra, analizamos la versión más compacta y mejor equipada de la familia. ¿Te parece un vehículo pintón? Normal, porque incluye el pack XTR (375 euros), con el que el coche gana en vistosidad. 

Si estás interesado en este modelo, te contamos sus principales puntos clave en las fotos. Para verlas todas, pincha en la esquina inferior derecha de la primera imagen.