Estamos dispuestos a apostar a que este Suzuki Jimny preparado es el todoterreno más curioso y llamativo que verás. Y la 'culpa' es de la compañía Damd, que toma el pequeño y a priori todavía barato todoterreno de Suzuki, para convertirlo en un modelo de lujo.

¿En cuál? Pues en nada menos que un modelo histórico e icónico entre los 4x4, como es el Mercedes-Benz Clase G, en este caso, preparado para enfrentarse a cualquier terreno, por duro que sea. ¿Su nombre? Little G Traditional.

Suzuki Jimny convertido en Clase G: así cambia el todoterreno

El kit completo consta de 10 piezas, entre las que hay una nueva parrilla con lamas horizontales y cubiertas de faros con una fina malla vertical delante.

El paragolpes recibe un importante rediseño y se incluyen faros antiniebla rectangulares de color ámbar debajo de las luces principales. El capó revisado añade pequeñas luces en las esquinas, y tienen sus propias cubiertas protectoras, para evitar los daños propios de las excursiones todoterreno.

Galería: Damd Traditional G Suzuki Jimny Body Kit

El Jimny de Damd lleva un enorme juego de retrovisores laterales, y nuevas molduras inferiores. Una simpática calcomanía en las puertas muestra un camello de perfil con la palabra "Traditional" debajo del mamífero, mientras que las faldillas tras las ruedas resultan imprescindibles para circular fuera del asfalto.

Y aunque no forma parte del kit de serie, Damd muestra el Little G Traditional con una baca con detalles de madera en el frontal y los laterales. Un detalle que aporta un aspecto más robusto y práctico al pequeño SUV.

El único cambio en la parte trasera es un nuevo parachoques, de aspecto similar al delantero, que dado a su escasa altura, deja al descubierto los componentes de la suspensión trasera.

Damd cobra el equivalente a 2.101 euros (340.000 yenes) por todo el kit de preparación exterior. Y pintarlo supone añadir 470 euros (76.000 yenes) al coste.

Damd Traditional G Suzuki Jimny Body Kit
Damd Traditional G Suzuki Jimny Body Kit

La empresa también ofrece mejoras para el interior (como puedes ver justo arriba). Hay fundas de asiento a cuadros en rojo, que añaden un toque de color al habitáculo. También hay una versión azul y gris de este estampado para quienes busquen algo más sutil.

Damd no toca la cadena cinemática del Jimny que, en Japón, recurre a un motor tricilíndrico y turboalimentado de 658 cm3 y algo más de 60 CV, diferente al motor 1.5 atmosférico que equipa 'nuestro' Jimny Pro, con 102 CV.