Porsche lleva años hablando de la inevitable electrificación del 911, pero el deportivo híbrido aún no ha salido al mercado. De hecho, esta versión ni siquiera estará lista para 2024, aunque el restyling del coche (generación 992.2) sí lo conoceremos el próximo año. 

La publicación Motor Trend pudo conversar con Frank Moser, vicepresidente de las líneas de modelos 911 y 718, sobre el futuro que le depara al primero, que precisamente cumple 60 años este año.

En la entrevista anunció que Porsche está trabajando en el 992.2 para el cual se encuentra desarrollando "un híbrido de alto rendimiento". Continuó diciendo que se lanzará "aproximadamente a mediados de la década".

Porsche 911 GTS restyling, fotos espía

¡Que no pierda deportividad!

No del todo satisfecho con el vago calendario, Motor Trend le preguntó cuándo se lanzaría el primer híbrido: "Tal vez dos años", contestó. Es decir, 2025. Indirectamente significa que ninguna de las versiones iniciales del 992.2 será híbrida.

Al respecto del 911 electrificado, Michael Steiner, miembro de la Junta Directiva de Porsche, dijo a la publicación que el deportivo híbrido "no debería volverse demasiado pesado". Ojalá sea así y no pierda ni un ápice de deportividad.

En las fotos espía de arriba se ve un ejemplar de pruebas del 911 GTS 992.2. Para empezar, lleva una pegatina redonda amarilla en la luneta trasera que denota su naturaleza electrificada. Es más, las letras EV en la matrícula no parecen casualidad...

Porsche 911 GT2 RS, fotos espía

¿911 GT2 RS con más de 700 CV?

En principio, el 911 híbrido no será enchufable para evitar añadir peso y complejidades técnicas. Se habla de que el GT2 RS adoptará una configuración electrificada (¿con hibridación ligera?) para crear el Nueveonce más rápido y potente de todos los tiempos, con una potencia combinada superior a los 700 CV. Según Autocar, el peso extra no excederá de los 100 kilos. 

Porsche ha dicho en numerosas ocasiones que no habrá un 911 puramente eléctrico en esta década. De hecho, el deportivo será el último coche de la marca alemana en ofrecer un motor de combustión, que se podrá seguir utilizando con el paso de los años gracias a las inversiones de la firma de Stuttgart en combustibles sintéticos.