En el mes de febrero del año 2001, hace ya dos décadas, el gigante coreano Hyundai aprovechó el salón del automóvil de Chicago para presentar un interesante prototipo roadster y biplaza, el llamado Hyundai HCD6 concept, que después mostró en Europa, en el salón de Ginebra del mismo año.

La propia marca definió este prototipo diseñado en California como un "asequible coche exótico", y los responsables de la compañía aseguraron que este concept era un adelanto de lo que estaba por llegar en la marca en materia de modelos deportivos, si bien desde el principio no estaba destinado a la producción.

Galería: Hyundai HCD6 concept (2001)

Destacaba por muchos detalles específicos, como unos paragolpes delantero y trasero flotantes, fabricados en fibra de carbono, faros 'prismáticos' capaces de girar solidariamente con las ruedas, una cubierta transparente para el motor, llantas de aleación de 18 pulgadas con diseño inspirado en una hélice y calzadas con neumáticos 'run flat' en medidas 245/45 R18, o una salida de escape doble y central, montada en una elevada posición y rodeada de un protector cerámico. 

La pintura elegida para el HCD6, denominada Mysteria, combinaba tonos verde azulado con un morado oscuro (su color cambia en función del punto de vista), y se creó utilizando pigmentos experimentales, suministrados por DuPont. 

Hyundai HCD6 concept (2001)
Hyundai HCD6 concept (2001)
Hyundai HCD6 concept (2001)

Según Dragan Vukadinovic, diseñador de Hyundai, todo el lateral del coche servía como una entrada de aire para el motor, gracias a la esculpida toma, que aprovechaba el turbulento aire de los pasos de rueda para refrigerar el motor.

Y hablando del propulsor, tras los ocupantes se escondía un 2,7 litros V6 atmosférico, por entonces utilizado en el Hyundai Santa Fe (y después en el Hyundai Coupé), aunque convenientemente modificado y asociado a una caja de cambios manual de seis velocidades, si bien no se llegó a anunciar una cifra de potencia concreta.

Hyundai HCD6 concept (2001)
Hyundai HCD6 concept (2001)
Hyundai HCD6 concept (2001)

El habitáculo, por su parte, llamaba la atención por un diseño bastante futurista para la época, con algunos tapizados de cuero y tela, detalles metálicos y molduras sintéticas, además de un volante con un único radio, un gran tacómetro central analógico o una consola central estilo flotante con dos grandes diales de mandos, dedicados al sistema de audio (¡CD/MP3!) y a la climatización.

Si en las últimas dos décadas has jugado a títulos de la familia Gran Turismo, entonces es muy posible que te suene este Hyundai HCD6 concept, ya que ha aparecido en diferentes videojuegos de la saga japonesa, como Gran Turismo 4, 5 y 6.