El Model X también se beneficia de este restyling estético.

A la venta en Estados Unidos desde el año 2012, el Tesla Model S 2021 supone un ansiado restyling aunque, como vas a poder comprobar, cambia mucho más el interior que la carrocería. El modelo acaba de revelarse, aprovechando la presentación de los resultados comerciales de la compañía en el último trimestre de 2020. 

El fabricante californiano ha asegurado que este vehículo llegará "pronto" a los mercados y que su producción comenzará "en cuestión de semanas". De momento, vamos a contarte todo lo que sabemos sobre él.

Galería: Tesla Model S y Model X 2021

Normalmente, empezaríamos por los cambios exteriores, pero las fotos nos revelan que apenas se han producido cambios en la carrocería. Todo lo contrario que en el interior, donde observamos que la pantalla vertical, tipo tablet, ha dejado paso a un monitor horizontal, de 17,0 pulgadas, muy parecido al que se emplea en los Model 3 y Model Y. 

Tesla asegura que la resolución de este componente ha mejorado sustancialmente. Además, muestra colores más brillantes (habrá que probarlo de noche) y una mejor capacidad de respuesta. Por lo que parece, la instrumentación digital de 12,3 pulgadas se mantiene sin cambios. 

Tesla Model S Plaid 2021

Ya te habrás fijado en el volante, ¿verdad? No nos extraña, porque parece sacado de un avión. Si nos quejamos de los achatados por la parte inferior, sobre todo a la hora de maniobrar, veremos cómo se maneja este. Eso, si se legaliza en la Unión Europea, cosa que nos extraña...

Curiosamente, no aparecen mandos auxiliares anclados en él, lo que probablemente significa que los intermitentes se accionarán mediante botones integrados en el propio volante. También observamos un salpicadero revisado, mucho más vertical, que adopta el sistema de climatización HVAC con difusores de aire por manejo digital (a través de la pantalla), algo incluido por primera vez en el Model 3. Unas molduras más grandes de madera completan el nuevo aspecto.

Tesla Model S Plaid 2021

En cuanto a los asientos traseros, presentan mayor sujeción lateral. Además, los ocupantes disfrutarán de una pantalla suplementaria, situada entre las dos plazas delanteras. Desde luego, los cambios aportan más distinción al vehículo.  

Como decíamos antes, el exterior del Tesla Model S 2021 apenas ha variado. Tan solo hay que reseñar variaciones en el paragolpes delantero y nuevos juegos de llantas, aunque es verdad que el coche luce un aspecto más deportivo. 

En lo referido a la gama, la berlina eléctrica anuncia que el acabado Performance se ha sustituido por la denominación Plaid, sin variación de prestaciones. Entonces, ¿qué sucede con el antiguo Plaid, la famosa variante de 1.100 CV? Pues que pasa a denominarse Plaid+ y promete una aceleración de 0 a 100 km/h en menos de 1,99 segundos.  

Los fans de los SUV se alegrarán al saber que Tesla también ha confirmado una versión renovada del Model X, que incluirá los mismos retoques exteriores e interiores que el Model S.