Ese sí es un coche de empresa...

Cuando no está ganando carreras o recuperándose del coronavirus, el siete veces campeón de F1, Lewis Hamilton, conduce unos coches impresionantemente rápidos. Si tienes buena memoria, sabrás que el piloto británico guarda (o ha guardado) en su garaje un LaFerrari, un Pagani Zonda 760 LH o un McLaren P1. Pero ahora, su nuevo 'coche de empresa' supera a todos ellos.

Hablamos, por supuesto, del Mercedes-AMG ONE, con el que aparece en una nueva campaña de marketing para promocionar los nuevos modelos electrificados de la firma de Affalterbach. En este caso, se trata de un hiperdeportivo que podría alcanzar los 1.200 CV, según los últimos rumores.

Galería: Lewis Hamilton conduce el Mercedes-AMG ONE

Ahora que la temporada de F1 ha terminado, Hamilton tendrá más tiempo para disfrutar de este 'cochazo', el vehículo de producción más potente que jamás haya producido el fabricante de la estrella. 

El Mercedes-AMG ONE aparece junto con el monoplaza de 2020, aunque quizá hubiera sido más apropiado mostrar el coche ganador del campeonato en 2015. No en vano, este hipercoche utiliza el sistema de propulsión híbrido del Mercedes F1 W06, capaz de girar a 11.000 rpm en el modelo de calle. 

Lewis Hamilton conduce el Mercedes-AMG ONE

En esencia, el motor de combustión es un bloque 1.6 V6 turboalimentado, que va acompañado por cuatro mecánicas eléctricas. Cuando trabajan de forma conjunta, permiten al coche superar los 350 km/h. 

Mercedes-AMG utiliza el vídeo 'After Work' como una oportunidad para presentar también la gama E Performance, que estará disponible el próximo año. Según la compañía, además del ONE, otros dos modelos electrificados están en camino. Creemos que uno de ellos será el AMG GT 73e Coupé de cuatro puertas, con aproximadamente 800 CV, fruto de unir el motor 4.0 V8 biturbo con un propulsor eléctrico. 

La identidad del otro coche sigue siendo un misterio, pero podría ser la versión 63e del Clase S, con una potencia aproximada de 700 CV. Esta opción no sería la tope de gama, ya que podría haber un 73e, con el mismo tren motriz del GT Coupé de cuatro puertas antes mencionado.

Eso significa que el motor V12 ya no volverá a estar presente en la gama de Mercedes-AMG. Por cierto, volviendo al ONE, la producción está limitada a 275 ejemplares, todos ellos ya con dueño. Lamentablemente, todavía no hay fecha de entrega oficial.