¿Cómo pudo suceder?

"Lo que sucede en Las Vegas, se queda en Las Vegas". Seguro que has oído esa frase en multitud de ocasiones y se puede volver a aplicar en un episodio bastante sorprendente, protagonizado por un Lamborghini Huracán abandonado en el desierto. 

Después de oírse rumores al respecto, la empresa de alquiler Royalty Exotic Cars se propuso encontrarlo y, como puedes comprobar en el vídeo, la búsqueda llegó a buen puerto. Esto es todo lo que se sabe sobre el superdeportivo italiano. 

Galería: Lamborghini Huracan EVO RWD 2020

La grabación comienza sin ninguna indicación de la ubicación, aparte del desierto, así que no se sabe hasta dónde pudo llegar este Huracán. Pero lo que parece evidente es que el coche no está simplemente aparcado algo lejos de la carretera. Claramente, sufrió desperfectos y acabó abandonado.

Desde la carretera, el 'Lambo' no parece tener muchos daños, pero gracias al 'youtuber' Houston Crosta, podemos ver el coche de cerca, desde todos los ángulos, y ver que está en peores condiciones de lo que parece.

En el vídeo observamos muy tocadas la suspensión y la rueda trasera derecha, además del parabrisas agrietado, los airbags desplegados y los bajos muy rozados. Pero esto no explica cómo acabó el coche ahí.  

De primeras, se pueden descartar algunas conjeturas. Por ejemplo, el coche tiene una matrícula convencional, así que no fue un test de conducción que salió mal. Sin embargo, esto no significa que el dueño del coche fuera el que conducía. Podría haber sido un conductor sin experiencia o un novato a los mandos de un Lamborghini.

Lamborghini Huracan Evo RWD 2020

Al parecer, el Huracán podría pertenecer a una empresa de coches de alquiler con sede en Oklahoma, pero esto no tiene sentido. Si fuese así, la compañía se hubiese hecho cargo del vehículo y no lo dejaría abandonado.

Otra pista procede de Facebook, donde Dave Nickerson II compartió fotos del mismo ejemplar en 2019, en el hotel The Cosmopolitan de Las Vegas. Esto nos lleva a creer que un individuo, no una compañía, es el dueño del coche. 

Además, el Huracán está registrado en Nevada, por lo que el propietario podría tener una residencia en Las Vegas. Aun así, nada de esto explica por qué el coche está ahora abandonado en el desierto.

Lamborghini Huracan Evo RWD 2020

La conclusión más lógica es que el coche es propiedad de un individuo físico, que lo alquilaba a turistas. Esto tiene sentido si consideramos que el coche fue visto el año pasado en un resort de fama mundial, como el The Cosmopolitan. En aquel momento, lo debió alquilar un conductor mucho más responsable que el que lo ha dejado en el desierto. 

Royalty Exotic Cars cree que el dueño del Huracán alquiló el coche a un particular, a través de un tercero, y el seguro puede que no cubra el accidente. Esta explicación parece muy probable, si asumimos que todas las partes han sido informadas del incidente.

También existe la posibilidad de que el conductor se haya dado a la fuga, o que simplemente siga pagando el alquiler indefinidamente hasta que pueda mudarse al otro lado del mundo y no se vuelva a saber de él. En fin, prometemos informaros si hay novedades al respecto. Ahora, no te pierdas la grabación adjunta.