Un SUV eléctrico de raids dominando el desierto...

Digan lo que digan del Ford Mustang Mach-E, nadie puede negar que ha captado la atención de futuros clientes y medios de comunicación. Lógicamente, los amantes del Mustang 'de toda la vida' lo detestan, mientras que los entusiastas de los vehículos eléctricos lo ven como un SUV muy atractivo y de altas prestaciones. 

Más allá de esta tesitura, nos ha encantado este render que propone una versión pensada para Bajas del todocamino de Ford. Es lo más parecido a un Ranger Raptor, pero sin sonido y sin contaminación mecánica. 

Galería: Ford Mustang Mach-E 2020, en Europa

La imagen, publicada por moaoun_moaoun en Instagram, nos muestra un modelo con una amplia altura libre al suelo, unos descomunales neumáticos todoterreno y todo tipo de protecciones para los bajos. Siendo honestos, si no se llamase Mustang, muchos se enamorarían al primer vistazo.

De la recreación también hay que destacar los faros auxiliares con tecnología de tipo LED en el frontal y el capó sobreelevado con franjas de color blanco. ¿No crees ahora que un coche eléctrico puede ser realmente divertido e incluso apto para la competición?

 

Por supuesto, este render no se va a convertir en realidad. Ford nunca se lo planteará y el Mustang Mach-E no está diseñado para convertirse en un ganador de la Baja 1000, que se disputa en el desierto de Baja California. Simplemente, es un SUV con un poco más de distancia al suelo y tracción total, para poder adentrarse por caminos sencillos. 

Eso sí, en el caso de la versión GT Performance, declara 465 CV, con los que logra una sensacional aceleración de 0 a 100 km/h en tan solo 3,5 segundos. Pocos, muy pocos eléctricos pueden presentar este mismo registro.   

En principio, el coche llegará a Europa antes de final de año, pero con la crisis sanitaria que estamos sufriendo, estos planes se pueden cancelar, lo que retrasaría la comercialización del vehículo. Os iremos contando si hay novedades al respecto.

De momento, tampoco sabemos los precios del vehículo estadounidense, pero podrían resultar una sorpresa, de manera positiva, por ser más bajos de lo esperado. Un ejemplo es el Mustang convencional, que puede adquirirse desde 45.900 euros.

Fuente: Mo Aoun en Instagram, vía Autoevolution