Ambos todocaminos estrenan versiones electrificadas mejoradas.

Como suele ser habitual antes de toda gran cita, Mercedes-Benz nos ha mostrado una ingente cantidad de novedades, antes de que el salón de Frankfurt 2019 abra sus puertas: compactos plug-in, GLE, GLB 35...

Sin embargo, todavía se reservaba un par de primicias 'ecológicas', que se acaban de presentar digitalmente. Estamos hablando de los Mercedes-Benz GLE 350 de 4MATIC y GLC 300 e 4MATIC, dos todocaminos con un esquema de propulsión híbrido enchufable.

Galería: Mercedes-Benz GLE 350 de 2020

Eso sí, cada uno lo hace de una manera. Por un lado, el GLE 350 de opta por una mecánica de ciclo diésel, con 194 CV y 400 Nm de par, que se combina con una unidad eléctrica de 100 kW (136 CV). Todo, para asegurar una potencia máxima combinada de 320 CV y un par motor de 700 Nm.

De este modo, se consigue un consumo medio oficial de 1,1 litros cada 100 kilómetros y una autonomía eléctrica de entre 90 y 99 kilómetros, en ciclo WLTP.

Respecto a las prestaciones, alcanza los 210 km/h de velocidad máxima y acelera de 0 a 100 en 6,8 segundos, con una punta, en modo 100% eléctrico, de hasta 160 km/h.

Pasando al GLC 300 e 4MATIC 2020, apuesta por la gasolina, con un bloque de combustión también de cuatro cilindros, con un turbocompresor y 1.991 cm3. Entrega 211 CV y 350 Nm de par, que con la ayuda de una unidad eléctrica, de 90 kW (122 CV), ascienden hasta un total de 320 CV y 700 Nm (justo igual que su hermano de gasóleo).

Eso sí, a pesar de contar con unas mejores prestaciones, alcanza los 230 km/h y acelera de 0 a 100 en 5,7 segundos, su eficiencia es algo peor: consume entre 2,2 y 2,5 litros cada 100 kilómetros, su autonomía libre de emisiones se mueve entre 39 y 43 kilómetros y puede alcanzar unos 130 km/h en modo 100% eléctrico.

Por el momento, la firma germana no ha facilitado los precios de partida de ambos modelos, aunque es posible que se den a conocer en las próximas semanas. En cuanto sean públicos, actualizaremos la información.