Si 600 CV de potencia no son suficientes, el preparador alemán añade al motor otros 85 CV adicionales.

Lo habitual cuando un preparador decide modificar la silueta de un Ferrari es recurrir a elementos exageradamente grandes. Sin embargo, existen honrosas excepciones, como en el caso de Novitec, en las que se apuesta por la elegancia y el buen gusto para efectuar la transformación.

Un magnífico ejemplo es el Ferrari Portofino 2019, que aquí te mostramos. Recordemos que se trata del sucesor del California, un modelo que también pasó por las instalaciones de la empresa alemana, hace unos años.

Galería: Ferrari Portofino by Novitec

El nuevo kit de carrocería tiene un doble propósito: afinar el ya atractivo diseño del descapotable italiano y mejorar la eficiencia aerodinámica del mismo. Las nuevas piezas se desarrollaron utilizando un túnel de viento, para garantizar la máxima eficiencia, comenzando por un splitter delantero de nuevo diseño.

Las tomas de aire del frontal también lucen una línea distinta, al igual que las salidas laterales, ubicadas en los pasos de rueda delanteros.

Si permanecemos en la vista lateral, las cubiertas de los espejos retrovisores utilizan fibra de carbono pura y añaden deflectores personalizados para guiar mejor el flujo de aire. Novitec ofrece una llamativa variedad de juegos de llantas de aleación, disponibles en tamaños de 21 y 22 pulgadas.

La suspensión puede modificarse, opcionalmente, con un conjunto de amortiguadores deportivos que rebajan la altura libre de la carrocería al suelo en 3,5 centímetros.

No obstante, los propietarios del 'Cavallino' que decidan optar por la preparación de Novitec no tendrán que preocuparse por rozar la parte inferior del morro, debido a la inclusión de un sistema de elevación de la parte delantera, capaz de incrementar la altura en 40 milímetros.

Ferrari Portofino by Novitec

La zaga del Portofino también presenta modificaciones, al incluir un nuevo difusor de fibra de carbono. Para rematar los cambios exteriores, apreciamos un sutil reborde de ese mismo material ligero en el alerón posterior.

Ningún programa de preparación quedaría completo sin una actualización mecánica. Novitec no iba a ser menos y ha potenciado el bloque 3.9 V8 biturbo. De los 600 CV de potencia del modelo de serie, la empresa alemana ha pasado a los 685 CV y 850 Nm de par motor.

Una inyección de energía que permite al modelo italiano alcanzar una velocidad máxima de 325 km/h y acelerar, de 0 a 100, en solo 3,2 segundos.

Fuente: Novitec